Barty y Pliskova jugarán la final femenina de Wimbledon

Un mes después de abandonar las semifinales del Abierto de Francia por una lesión en la cadera, Ash Barty avanzó al jueves a la final del torneo de Wimbledon.

Un mes después de abandonar las semifinales del Abierto de Francia por una lesión en la cadera, Ash Barty avanzó al jueves a la final del torneo de Wimbledon.

La australiana Barty despachó en sets corridos el jueves a alemana Angelique Kerber 6-3, 7-6 (3) luego de remontar una desventaja de 5-2 en el segundo set y demostró por qué es la número uno del tenis femenino.

En a final enfrentará a la checa Karolina Pliskova, que doblegó a la segunda cabeza de serie, bielorrusa Aryna Sabalenka, 5-7, 6-4, 6-4.

El argentino Horacio Zeballos, por su parte, avanzó a la final de dobles con el español Marcel Granollers al derrotar a su compatriota Máximo González y el italiano Simone Bolelli 6-4, 6-4, 7-6 (3).

Zeballos y Granollers jugarán por el título con la cabeza de serie número uno, los croatas Nikola Mektic y Mate Pavic (1), que superaron al estadounidense Rajeev Ram y el británico Joe Salisbury 7-6 (6), 6-3, 6-7 (2), 7-6 (5).

Será la décima final que juegan este año los croatas, que han ganado siete títulos, aunque ninguno de Grand Slam. Pero podrían ser vulnerables. Sobrevivieron a los cuartos de final ganando tres sets seguidos tras perder los dos primeros contra Lukasz Kubot y el brasileño Marcelo Melo .

Barty es la primera australiana que llega a la final de Wimbledon desde que Evone Goolagong lo hizo en 1980.

En cierto sentido esto es un tributo para ella", dijo Barty, quien llegó a Londres sin haber jugado desde el 3 de junio, en que abandonó un partido de la segunda ronda del Abierto Francés con dolores en la cadera.

No sabía si podría jugar", señaló. Si hace un mes me hubiera dicho que estaría en esta posición, no le hubiera creído.

Campeona del abierto de Francia en el 2019, Barty estuvo a dos puntos de perder el segundo set, pero forzó un tiebreaker luego de quedar 5-2 abajo y se impuso en sets corridos.

La australiana dijo que sacó adelante el segundo set jugando al nivel más alto en mucho tiempo.

Fue un partido entretenido, parejo, entre dos talentosas jugadoras que se quedan en el fondo de la cancha y no dudan en ensayar toques cortos o globitos cuando la situación se presta.

Pliskova no había perdido un solo set en sus primeros seis partidos y admitió que se sintió un poco frustrada cuando cedió el primero.

Era importante mantener la concentración. Y lo hice, expresó la checa, quien fue finalista del US Open del 2016. (Perdió ante Kerber).