Colombia vence a Uruguay por penales y está en semis

En el día en que superó un récord de Carlos Valderrama, David Ospina se vistió de héroe. Y Colombia se cercioró de darle un amargo adiós a í“scar Tabárez, Luis Suárez y Edinson Cavani en l...

En el día en que superó un récord de Carlos Valderrama, David Ospina se vistió de héroe. Y Colombia se cercioró de darle un amargo adiós a í“scar Tabárez, Luis Suárez y Edinson Cavani en la Copa América.

Ospina atajó dos tiros durante la tanda de penales, en la que Colombia se impuso por 4-2, para eliminar a Uruguay e instalarse en semifinales.

En el encuentro, que terminó 0-0 en el tiempo regular, el guardavalla de 32 años cumplió 112 partidos con la selección colombiana, superando al legendario Pibe Valderrama, capitán en los mundiales de 1990, 94 y 98, como el jugador con más apariciones en el equipo nacional.

Y lo festejó tapando un penal a José María Giménez y otro a Matías Viña. Por Uruguay, convirtieron en la serie Cavani y Suárez, los astros veteranos quienes habían advertido que esta sería su última Copa América, igual que el técnico Tabárez.

Del lado de Colombia, anotaron Duván Zapata, Davinson Sánchez, Yerry Mina y Miguel Borja.

Luego de desviar con un manotazo el disparo de Viña, Ospina hizo una pausa, mientras el árbitro español Jesús Gil Manzano consultaba si el arquero se había movido antes. Tras unos segundos tensos, se avaló la atajada y Ospina, de 32 años, corrió a festejar con sus compañeros.

Para mí lo más importante fue el esfuerzo del equipo, todos los muchachos quieren aportar.... Superamos a un gran rival y esperamos seguir adelante", comentó el portero del Napoli. "Cuando llegas a estas instancias es el resultado de partidos muy cerrados... nosotros veníamos preparándolo y al final se dieron los frutos.

Viña, defensor del Palmeiras, se hundió en la desolación.

Uruguay entró en muchos momentos de buen fútbol, donde dominamos... Llegando a los penales, las cosas pueden pasar como pasaron, declaró Cavani. Es siempre triste irte de una competición pero hay que irse con la cabeza en alto.

La tanda desde los 11 pasos en el Estádio Nacional Mané Garrincha de Brasilia fue el desenlace lógico de un encuentro que transcurrió con mucho forcejeo estrategia y parsimonia. Colombia tuvo mayor control de la pelota, pero careció de creatividad, echando quizá de menos a sus dos mediocampistas ausentes, Juan Guillermo Cuadrado por suspensión y particularmente Mateus Uribe, quien se perderá el resto de la Copa América por lesión.

Uruguay se asemejó al equipo que hilvanó cuatro partidos sin anotar entre la eliminatoria mundialista y la primera fecha del certamen en Brasil -una derrota por 1-0 ante Argentina. Los mediocampistas incurrieron en un exceso de pases laterales y rezagados, con una desconexión total respecto del artillero Suárez.

Cavani se encontró con un balón dentro del área pero, a punto de caer, lo echó fuera, en una jugada que de cualquier modo se invalidó por fuera de juego.

No fuimos superados todo el partido por el rival ni nada que se le parezca. Nos vencieron en penales, enfatizó sin embargo el Maestro Tabárez, quien acumula década y media al frente de la Celeste y quien ya conquistó como técnico uno de los 15 títulos de Uruguay, el máximo ganador de la Copa América. Hubiésemos querido otra cosa, pero ahora, por lo menos en nuestra intención está mirar adelante y buscar nuevas ilusiones.

En la eliminatoria mundialista, Uruguay ocupa por ahora el cuarto puesto, último que otorga un pasaje directo a Qatar, donde podría darse la despedida de los miembros históricos del equipo en certámenes oficiales.

Los dirigidos por Reinaldo Rueda dieron un susto con un disparo de Luis Fernando Muriel que pasó rozando el poste del arco defendido por Fernando Muslera.

En el segundo tiempo, el partido ganó algo de ritmo pero no de claridad. Nahitan Nández realizó un tiro-centro que estuvo a punto de entrar, de no ser por la gran estirada de Ospina.

Colombia tuvo una muy clara a los 71, cuando Zapata cabeceó a un par de metros de Muslera, quien desvió milagrosamente con una pantorrilla. Siete minutos después, el atacante del Atalanta echó fuera otro remate con la testa.

La selección Cafetera se medirá en la fase de los cuatro mejores ante Argentina o Ecuador, que se medían más tarde.