Dinamarca va por más ante la Rep. Checa de Schick

La desesperación de ver a un compañero que sufre un paro cardíaco en pleno partido quedó atrás y, de algún modo, Dinamarca sigue en carrera, lista para enfrentar a la República Checa el sábado...

La desesperación de ver a un compañero que sufre un paro cardíaco en pleno partido quedó atrás y, de algún modo, Dinamarca sigue en carrera, lista para enfrentar a la República Checa el sábado en los cuartos de final del Campeonato Europeo.

Pasaron tres semanas desde que Christian Eriksen se desplomó en la cancha durante el debut de los daneses en la Euro 2020 y tuvo que ser resucitado.

Los daneses la pasaron fea y perdieron sus dos primeros partidos. Pero sobrevivieron a la fase inicial con una goleada 4-1 a Rusia y luego aplastaron 4-0 a Gales en los octavos de final.

Esta es su mejor actuación desde la generación dorada que ganó el Euro de 1992.

Desde el episodio de Eriksen, el equipo ha tenido muchos altibajos emocionales, según el volante Pierre-Emile Hojbjerg.

Ahora estamos en los cuartos de final. Es una locura lo que está pasando, comentó. Pero lo bueno es que queremos más. Seguiremos dando pelea.

Más de la mitad de los 26 jugadores del plantel no habían nacido cuando Dinamarca le ganó 2-0 a Alemania en la final de 1992, un equipo que tenía a Brian Laudrup y Peter Schmeichel como estandartes.

Los checos salieron campeones europeos en 1976, como Checoslovaquia. Como República Checa, su mejor actuación fue un segundo lugar en 1996.

Los dos equipos están jugando en su mejor nivel, imponiendo su fuerza ante rivales que prefieren tener el balón. Es posible que ambos se anulen mutuamente con sus estilos parecidos.

El técnico danés Kasper Hjulmand dijo que lamentó que los checos eliminasen 2-0 a Holanda en los octavos de final.

Hubiera preferido jugar con Holanda, declaró. Ahora enfrentamos a un equipo por primera vez (en este torneo), que puede jugar con la misma intensidad con que jugamos nosotros.

El delantero danés Yussuf Poulsen podría volver tras ausentarse ante Gales con un problema muscular. Su reemplazante Kasper Dolberg marcó dos tantos en ese encuentro.

El checo Patrik Schick, por su parte, podría alcanzar a Cristiano Ronaldo al tope de la tabla de goleadores si marca un tanto. Lleva cuatro dianas, contra las cinco del portugués, que ya no puede seguir sumando porque su equipo fue eliminado.