Pese a derrota, River Plate tiene otra vida en Libertadores

River Plate caminó al borde la cornisa ante Fluminense, pero la falta de puntería de Junior de Barranquilla ante Santa Fe le dio otra vida en la Copa Libertadores.

River Plate caminó al borde la cornisa ante Fluminense, pero la falta de puntería de Junior de Barranquilla ante Santa Fe le dio otra vida en la Copa Libertadores.

El conjunto millonario cayó 3-1 en casa ante el club brasileño, pero aseguró su pase a los octavos de final gracias al empate sin goles en el duelo entre colombianos el martes en la última fecha del Grupo D.

Fluminense quedó primero de la zona con 11 unidades, seguido por River con nueve. Junior sumó siete e Independiente cerró último con tres.

Caio Paulista, a los 22 minutos; Nené, a los 29, y Yago Felipe, a los 90, anotaron los goles para Fluminense en el estadio Monumental de Buenos Aires. Federico Girotti descontó para el local a los 85.

Después de la épica victoria sobre Santa Fe con el volante Enzo Pérez como arquero improvisado y sin banco de suplentes debido a un brote de coronavirus que diezmó a su plantel, River recuperó a ocho de los 22 contagiados, entre ellos el guardameta titular Franco Armani, para buscar la clasificación a los octavos.

Pero Fluminense, que había caído 3-1 en el clásico ante Flamengo por la final del campeonato del estado de Río de Janeiro, lo sorprendió con un planteo ofensivo que dio sus frutos cuando por la banda derecha Fred tiró el centro al área y Caio Paulista anticipó a la defensa millonaria.

El colombiano Jorge Carrascal tuvo en sus pies el empate para River con un remate que dio en el palo. Pero el equipo brasileño volvió a pegar con otra habilitación de Fred, esta vez para Nené, que definió con un zurdazo al ángulo.

A los 66 fue expulsado en River el defensor Jonathan Maidana.

El descuento de Girotti le dio oxígeno a River, pero un gol de puntín de Yago Felipe cerró la noche perfecta para los cariocas.

Junior no podrá dormir por la oportunidad que dejó pasar.

El partido tuvo que mudarse a la ciudad Ambato de Ecuador debido a las protestas antigubernamentales en Colombia, que ha perdido además la organización de la Copa América.

Junior hizo los méritos para ponerse en ventaja en la primera parte, pero no lo acompañó la fortuna. A los 27 un tiro libre ejecutado por su arquero uruguayo Sebastián Viera dio en el travesaño, mismo destino que tuvo un zurdazo del lateral Fabián Viáfara desde fuera del área a los 44.

A los 57 Alejandro Morales salvó en la línea un remate de gol de Larry Vázquez. Y a los 82 Miguel Borja se perdió el gol debajo del arco tras tiro libre.