Emotivo ceremonia en homenaje a Hank Aaron en Atlanta

como una señal desde el cielo por uno de los grandes íconos del béisbol.

como una señal desde el cielo por uno de los grandes íconos del béisbol.

Recordando a los 10 integrantes del Salón de la Fama que han fallecido en el último año, Manfred resaltó que Aaron pertenece a nuestro Monte Rushmore". Fue una alusión al monumento en Dakota del Sur con las espectaculares efigies de presidentes de Estados Unidos talladas en una colina.

Los Bravos tienen planeado honrar a Aaron la próxima temporada. McGuirk anunció la primera de las iniciativas: una donación de 1 millón de dólares para establecer la fundación Henry Louis Aaron, que trabajará para incrementar la participación de minorías entre los jugadores, mánagers, entrenadores y personal de los despachos.

La donación de los Bravos será igualada por las Grandes y el gremio de peloteros, con aportes de 500.000 dólares cada uno.

Manfred señaló que quieren continuar con el buen trabajo que hizo durante su vida, particularmente alentando a las minorías a participar en el béisbol.