Bayern vence a Leverkusen y vuelve a la cima en Alemania

Robert Lewandowski festejó su elección como el mejor futbolista del año marcando un tanto de último minuto que colocó al Bayern Múnich de vuelta en la cima de la Bundesliga el sábado, tras una ...

Robert Lewandowski festejó su elección como el mejor futbolista del año marcando un tanto de último minuto que colocó al Bayern Múnich de vuelta en la cima de la Bundesliga el sábado, tras una victoria por 2-1 sobre el Bayer Leverkusen.

Dos días después de obtener el premio de la FIFA, el polaco marcó la diferencia frente al Leverkusen, con un tanto que igualó el marcador y con otro que definió el encuentro en los últimos segundos de los descuentos.

Ninguno de sus goles figurará en las videogalerías de lo mejor del año. En todos mediaron fallas defensivas.

Pero el resultado permitió que el Bayern rebasara a Leverkusen, que marchaba invicto y era el líder sorpresivo de la temporada.

La victoria fue testimonio de la capacidad del Bayern para salir de situaciones comprometidas. Por séptimo duelo consecutivo en la Bundesliga, el monarca vigente terminó cosechando puntos tras recibir el primer gol.

Ahora, tiene una ventaja de dos puntos sobre Leverkusen y Leipzig.

Patrick Schick abrió el marcador por Leverkusen con estilo, en un saque de esquina. Desde los linderos del área, prendió de volea un centro de Nadiem Amiri. El rayo imparable entró por un ángulo superior.

Antes del medio tiempo, el arquero Lukas Hradecky chocó con el defensa Jonathan Tah. Ambos miraron impotentes cómo un centro de Thomas Mí¼ller llegó hasta la testa de un Lewandowski desmarcado que anotó en el arco vacío.

En el tanto decisivo, el tiro del astro se desvió en Edmond Tapsoba, haciendo fútil el lance de Hradecky.

EXPULSIí“N BOCHORNOSA

Marcus Thuram, delantero del Borussia Mí¶nchengladbach, fue expulsado por escupir al rostro de un rival, y su equipo terminó cayendo por 2-1 ante el Hoffenheim.

El delantero lanzó el escupitajo a la cara de Stefan Posch, zaguero del Hoffenheim, a los 77 minutos, tras un altercado entre ambos. El árbitro Frank Willenborg recibió la sugerencia de consultar el video y terminó mostrando la tarjeta roja al jugador francés.

En ese momento, el marcador estaba 1-1.

Es una pena para el equipo y para él, dijo Valentino Lazaro, compañero de Thuram. Esto no es algo habitual en su carácter, en absoluto.

El mediocampista del Gladbach, Christoph Kramer, se mostró menos comprensivo.

Se le subieron los humos. Desde luego que esto no debe ocurrirle nunca. No hay excusas, sentenció.

Marco Rose, técnico del Gladbach, se disculpó "de parte de todo el club.

Esto simplemente no debe ocurrir en una cancha de fútbol, reconoció. Rebasó los límites.

Posch recibió la tarjeta amarilla por su participación en el altercado. Eventualmente fue sustituido por Kevin Akpoguma, quien brindó la asistencia para que Ryan Sessegnon marcara el tanto de la victoria de Hoffenheim, mediante un disparo corto a los 86 minutos.

Lars Sindl convirtió un penal para dar la delantera al Gladbach a los 34, pero Andrej Kramaric igualó a los 75. El gol de Sessegnon estiró a seis partidos la racha del Gladbach sin triunfo en las distintas competiciones.

EL RESTO DE LA JORNADA

En otro encuentro, el arquero de Colonia Tomo Horn ayudó a que su equipo preservara un empate sin goles en Leipzig, que se perdió la oportunidad de trepar a la cima.

Leverkusen, el único club que sigue invicto, tiene una ventaja de un punto sobre el campeón defensor.

Ni siquiera el cambio de técnico ayudó a que Schalke dejara atrás su larga racha sin victoria. Fabian Klos marcó en el segundo tiempo para que el Arminia Bielefeld, otro conjunto involucrado en la lucha por no descender, venciera 1-0 a los dirigidos por el interino Huub Stevens.