¿Y ahora qué? La NBA toma respiro con un gran incógnita

y en dónde.

y en dónde.

Estos son temas que son un poco complicados y difíciles en muchos casos", dijo el comisionado de la NBA Adam Silver. Pero no cabe duda que podremos resolverlos con nuestros del sindicato de jugadores.

No todo fue inesperado, como los Lakers proclamándose campeones, Giannis Antetokounmpo de Milwaukee llevándose el MVP por segundo año sucesivo y James Harden de Houston como el máximo anotador por tercer campaña consecutiva.

Pero abundaron las sorpresas. Miami como el primer quinto preclasificado que avanza a la final. Golden State en el fondo de la tabla por culpa de lesiones. San Antonio fuera de los playoffs por primera vez en 23 años.

Pero este año será recordados por noticias de impacto. El conflicto de la NBA con China que comenzó en octubre tras un tuit del gerente general de Houston Daryl Morey respaldando al movimiento antigobierno en Hong King; con los Lakers y Nets de Brooklyn quedando atrapados en medio de la vorágine. La muerte del comisionado emérito David Stern el 1 de enero. La muerte de Kobe Bryant el 26 de enero. La paralización de la campaña el 11 de marzo, cuando Rudy Gobert de Utah fue el primero de múltiples jugadores en la liga que dio positivo por el coronavirus. No se pudo jugar durante cuatro meses y medio, se levantó la burbuja y se escenificaron 171 partidos, pero sin vender un solo boleto.

Ha sido una montaña rusa de emociones para nuestros jugadores, para mí, para toda la comunidad", dijo la directora ejecutiva del gremio Michele Roberts.

Lo que sigue después estará en las manos de Roberts y Silver.

Otros actores se involucrarán, pero ellos fueron los dos líderes que pudieron encontrar la manera de sacar adelante la temporada, y ahora tienen la misión de que la próxima sea una realidad.