Fernando Alonso choca en la práctica de Indy 500

Fernando Alonso se estrelló en la última hora de la sesión de prácticas del jueves, un revés en su intento por conquistar las 500 Millas de Indianápolis.

Fernando Alonso se estrelló en la última hora de la sesión de prácticas del jueves, un revés en su intento por conquistar las 500 Millas de Indianápolis.

El piloto español se impactó en la cuarta curva después de que su Arrow McLaren SP Chevrolet cayó en la porción de asfalto que divide la pista de la zona cubierta de césped en el Indianapolis Motor Speedway y se proyectó contra el muro de contención. Su dañado vehículo fue remolcado a la zona de pits para una temprana conclusión de la tarde.

Alonso se ubicaba sexto en la tabla de velocidad al momento del impacto. Terminó el día en la novena posición.

Así es esto, dijo Alonso. Afortunadamente ocurrió hoy y no en el día de (la carrera). Aprenderemos de esto. No hay nada qué hacer hoy y mañana volveremos a empezar.

Este es el tercer intento de Alonso de ganar la última carrera de lo que podría denominarse la "triple corona del automovilismo. El dos veces campeón de la Fórmula Uno ha tenido victorias en el Grand Premio de Mónaco y las 24 Horas de Le Mans, siendo Indianápolis la única competencia que le falta en la trifecta.

Contaba con un vehículo destacado en el 2017 cuando compitió en Indianápolis para Andretti Autosport, pero una falla en el motor puso fin a su oportunidad de ganar. El año pasado no pudo clasificarse a las 500 Millas de Indianápolis con McLaren.

En 2019 también chocó en la práctica de la Indy 500 y esto incidió en varios retrocesos que el equipo de McLaren tuvo en su preparación. El monoplaza no tenía el tono adecuado de naranja y Alonso perdió tiempo valioso de práctica mientras se corregía el color.

El choque de Alonso a 50 minutos del final en la sesión del jueves fue el primer impacto en la pista desde que abrió el miércoles para las prácticas.

Mientras, Scott Dixon, cinco veces campeón de la IndyCar, terminó como líder en la tabla de velocidad al final del día con una vuelta de 226,192 millas por hora con Chip Ganassi Racing. Le siguió Takuma Sato con 225,693 y Marco Andretti con 225,249.

Así, Honda se apoderó de los primeros tres puestos.

Conor Daly fue cuarto con 225,116 millas por hora y fue el Chevrolet más veloz.

Hay un día más de práctica antes de la clasificación. Se denomina el viernes veloz, debido a que la IndyCar provee a las escuderías de un impulso en los caballos de fuerza para mejorar la velocidad. El campeón defensor Simon Pagenaud indicó que el plan del equipo Penske apuntó el jueves a trabajar en el manejo.

Añadió que ya se preocuparán por la velocidad durante la práctica del viernes veloz.

No tengo interés en destacar y obtener grandes números, dijo Pagenaud. No tengo interés en eso. Sé que puedo ganar la carrera y sé lo que necesito. Eso es más importante que destacar y tener grandes números.