McLaughlin logra 2do triunfo en la IndyCar virtual

Scott McLaughlin debió haber viajado este mes de Australia a Indianápolis para debutar en la serie IndyCar.

Scott McLaughlin debió haber viajado este mes de Australia a Indianápolis para debutar en la serie IndyCar.

La aparición, nada menos que en el Indianapolis Motor Speedway, quedó frustrada por la pandemia de coronavirus.

El sábado, McLaughlin debió conformarse con una victoria virtual en una simulación de esa pista. Logró de paso su segundo triunfo en la serie de videojuegos iRacing de la IndyCar, que ha realizado ya seis carreras.

McLaughlin sacó la mejor parte de un final enloquecido en que casi todos los punteros se estrellaron cuando aceleraban en pos de la bandera a cuadros.

Increíble, consideró McLaughlin. Yo esperaba literalmente que hubiera un caos al final. Pensé que llegaría tercero. Luego hubo tres accidentes y yo gané.

Celebró en el asiento de su simulador en Australia con un vaso de leche fría, en una referencia a la celebración tradicional en las 500 Millas de Indianápolis. Sin embargo, se negó a derramar el líquido sobre su cabeza, como han hecho numerosos pilotos en la ciudad estadounidense.

Lando Norris, piloto de la Fórmula Uno y ganador de la carrera virtual de la IndyCar la semana pasada, parecía enfilado al triunfo, con lo que Arrow McLaren SP hubiera hecho el 1-2-3.

Norris embistió por detrás el auto de Simon Pagenaud, dos veces ganador en la iRacing y campeón defensor de las 500 Millas de Indianápolis en el mundo real. Ambos quedaron fuera de la competencia.

Luego, Oliver Askew y Pato O'ward chocaron. Sus autos volaron por los aires mientras McLaughlin pasaba para dar a los pilotos de la escudería Penske su cuarto triunfo en las seis carreras de la serie.

McLaughlin y Pagenaud han logrado dos victorias por cabeza. Norris y Sage son los otros triunfadores de esta campaña virtual creada para que la IndyCar generara algo de contenido, en momentos en que su actividad está frenada por la pandemia.