River vence al ˜Rojo™ y es líder de Superliga argentina

Objetivo cumplido: con un doblete del colombiano Rafael Santos Borré, River Plate venció 2-1 a domicilio a Independiente el domingo, para alcanzar a Argentinos Juniors en la cima de la Superliga arg...

Objetivo cumplido: con un doblete del colombiano Rafael Santos Borré, River Plate venció 2-1 a domicilio a Independiente el domingo, para alcanzar a Argentinos Juniors en la cima de la Superliga argentina de fútbol.

Para el entrenador Marcelo Gallardo, quien busca un inédito título de liga en sus casi seis años en el cargo, era vital conseguir el triunfo en el partido pendiente de la 14ª fecha, disputado en el estadio Libertadores de América.

De esta forma, a siete fechas del cierre del certamen, River y Argentinos lideran con 30 puntos. Boca Juniors y Lanús les pisan los talones, con 29. Tras el receso estival, la Superliga se reanudará el próximo fin de semana, con la disputa de la 17ª fecha.

Santos Borré alcanzó la cima de la tabla de artilleros con diez goles, la misma cantidad que Silvio Romero, autor del empate parcial de Independiente. El anfitrión jugó más de media hora con diez, por la expulsión de Alex Barboza.

Fuimos un equipo serio y nos llevamos un gran resultado. Hicimos una buena pretemporada, nos falta corregir algunos detalles en el funcionamiento, afirmó el colombiano, quien con el doblete se convirtió además en el cuarto goleador en la era del Muñeco Gallardo, con 35 tantos.

La derrota frustró el estreno de Lucas Pusineri “exdirector técnico de Deportivo Cali y Cúcuta Deportivo (con el que logró un título)- en el banco del Rojo, que sigue confinado en la mitad de debajo de la tabla (15º puesto).

En contraposición, Gallardo, quien el sábado cumplió 44 años, recibió un buen regalo de sus jugadores, ya que logró cantar victoria en su quinta visita a Independiente como entrenador (tras un empate y tres derrotas).

El Rojo tomó la iniciativa hasta el gol de River. Incluso el local tuvo una situación clara, un remate mordido de Leandro Fernández que el arquero Franco Armani despejó con sus piernas desde el piso.

Ya sin el volante Exequiel Palacios (transferido al Bayer Leverkusen), Gallardo optó por jugar con una línea de tres centrales en el fondo y soltar a los laterales, Gonzalo Montiel y Milton Casco.

Precisamente, ambos fueron decisivos en la apertura del marcador. Casco robó una pelota en su campo, salió disparado en ataque y descargó en Montiel, quien puso el centro para el cabezazo de Borré, a los 23 minutos.

La desventaja golpeó al equipo de Pusineri, que ya no volvió a hacer pie hasta el entretiempo. Pero River se descuidó en el arranque del complemento. E Independiente, que salió a jugar con otra determinación, igualó antes del minuto de juego con un centro del paraguayo Cecilio Domínguez para el cabezazo de Romero.

A partir de entonces, Armani tuvo mucho trabajo, hasta que Fernando Rapallini mostró la segunda amarilla a Barboza a los 61 y River logró salir del asedio. Ocho minutos después, una ajustada asistencia del chileno Paulo Díaz fue aprovechada por Borré, quien dominó de izquierda y definió de derecha para el 2-1 final que redondeó un negocio perfecto para el subcampeón de la Copa Libertadores.