Jackson y Ravens vencen a Seahawks a domicilio

Ya sea cuando se abre paso para salir de problemas o cuando cubre rutas diseñadas para sacar provecho de su velocidad, no hay manera de frenar a Lamar Jackson.

Ya sea cuando se abre paso para salir de problemas o cuando cubre rutas diseñadas para sacar provecho de su velocidad, no hay manera de frenar a Lamar Jackson.

El rápido quarterback de Baltimore corrió para 116 yardas y un touchdown, completó pases cruciales cuando fue necesario y guio a los Ravens a una impresionante victoria el domingo de 30-16 sobre los Seahawks de Seattle.

Jackson fue el mejor jugador del partido, superando a Russell Wilson en el duelo de quarterbacks en un día en que la estrella de los Seahawks finalmente cometió su primer error crítico en la temporada.

Jackson lució especialmente bien en la segunda mitad, cuando dirigió a Baltimore a un par de anotaciones clave.

Earl Thomas regresó a Seattle después de nueve temporadas de jugar con los Seahawks, pero aparte de las discusiones ocasionales desde la banca hacia sus excompañeros y su ingreso al terreno ondeando el jersey de Wilson al final del encuentro, el safety cedió los reflectores a Jackson.

Jackson completó apenas nueve de 20 pases para 143 yardas durante un día frío y húmedo en el noroeste de Estados Unidos. Se vio afectado por varios balones sueltos y pudo haber tenido una actuación más dinámica por tierra de no haber sido por los problemas para plantarse en el campo mojado.

Si bien Jackson fue grandioso en el ataque, recibió ayuda de una defensiva que contuvo a Seattle en tres puntos en la segunda mitad y aprovechó dos pérdidas de balón.