Centroamérica: autoridades elevan alerta por lluvias

Las autoridades de Guatemala y El Salvador suspendieron clases y elevaron el nivel de alerta por las lluvias que han caído en el país en forma continua por casi 48 horas.

David de León, vocero de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres, dijo que el alerta se elevó de amarillo, que se mantiene a modo de prevención, a naranja con la cual las instituciones de prevención se organizan en comités de emergencia para dar respuesta ante desbordes de ríos, evacuaciones y habilitación de albergues.

"Hasta ahora tenemos reportes en su mayoría de crecimiento de ríos y derrumbes en carreteras, por lo que nos mantenemos en alerta", dijo De León.

"Esperamos que siga lloviendo con la misma intensidad hasta el día miércoles, el jueves tiende a disminuir la lluvia. El sistema es estático comparado con el (huracán) Mitch" que azotó el país en 1998 y dejó decenas de muertos y millones de dólares en pérdidas en Centroamérica, explicó Eddy Sánchez, director del Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología en conferencia de prensa.

El ministerio de educación anunció la suspensión de clases en los centros escolares públicos durante toda la semana por las lluvias.

Las autoridades han solicitado a la población que conduzca con precaución en las carreteras y esté atenta a posibles desbordes de ríos.

En el vecino El Salvador, Protección Civil también advirtió a la población que se aleje de las proximidades de los ríos ya que hay peligro inminente de desbordamientos y se ordenó el cierre por 24 horas del puesto La Hachadura en la frontera con Guatemala debido a que el Río Paz "se encuentra a nivel de desbordamiento" y las comunidades aledañas están en proceso de evacuación.

El director de Protección Civil, Jorge Meléndez, informó que en El Salvador se mantiene el alerta de prevención a nivel nacional debido a que "se ha tenido presencia de lluvias en todo el territorio nacional de diferente intensidad y debido a que ya el suelo presenta saturación de agua".

Anunció que la suspensión de clases a nivel nacional continuará vigente el martes.

Meléndez informó que en los cuatro días de lluvias se han registrado cuatro personas fallecidas, varios ríos desbordados y más de 200 personas evacuadas y albergadas.

También recomendaron precaución a bañistas y surfistas en playas y bocanas; pescadores y transportistas de pequeñas y medianas embarcaciones, "por oleaje rápido y alto que aumentará la rapidez de las corrientes de retorno y la altura de las olas en la zona de rompimiento".