Reanudan juicios en la frontera de EEUU

El enjuiciamiento por contrabando de inmigrantes y narcotráfico sería reanudado plenamente el viernes, tres días después de ser limitado en respuesta al cierre del gobierno federal, dijo la fiscal federal en San Diego.

Laura Duffy indicó el jueves por la noche que los procesos volverán a la normalidad después que el Departamento de Justicia acordó restaurar la plantilla laboral.

Un funcionario federal dijo a The Associated Press que la oficina de Duffy emitió las directrices el lunes sobre los casos de contrabando de inmigrantes que sólo serían enjuiciados si involucran muertes o lesiones graves, y el contrabando de narcóticos que no sea marihuana no será llevado ante el juez si el sospechoso tiene una "tarjeta de cruce fronterizo", un visado emitido a los mexicanos que viven en las zonas fronterizas para que puedan realizar visitas de corta duración. Los casos de marihuana no serán encausados.

Los enjuiciamientos por el reingreso a Estados Unidos tras la deportación, considerados un delito grave, se llevarán a cabo solamente en los casos de sospechosos que ya hayan sido declarados culpables anteriormente de esos delitos con violencia según las directrices, que entraron en vigencia al comenzar el cierre gubernamental el martes. El funcionario habló a condición de guardar el anonimato porque las directrices sobre juicios no son públicas.

Las directrices fueron reforzadas el miércoles para abandonar el requisito de que el delito de contrabando involucre la muerte o lesión grave, y en lugar de ello serán atendidas caso por caso, dijo el funcionario.

Los procesos en casos de delitos graves por volver a entrar en Estados Unidos tras la deportación serán aceptados en los casos en los que los sospechosos tengan por lo menos dos declaraciones de culpabilidad por delitos graves, incluso si fueron sin violencia.

Duffy, en respuesta a una solicitud de comentarios, dijo en un comunicado que "nuestro plan inicial de contingencia no nos iba a permitir aceptar nuestro volumen usual de casos penales, por lo que solicitamos y recibimos autorización del Departamento de Justicia para eximir a más personal de nuestra división penal para que no tuviera que suspender labores. En consecuencia, mañana reanudaremos la aceptación normal de casos".

Las directrices fueron emitidas para el Distrito Sur de California, que abarca la frontera con México desde el Océano Pacífico a la frontera con el estado de Arizona. Se desconoce si son aplicables a otras jurisdicciones a lo largo de la frontera norteña y meridional del país, incluidos Arizona y Texas, que ven el mayor flujo de tráfico de inmigrantes.

Las oficinas de la fiscalía federal ofrecen directrices a los organismos policiales de inmigración como la Patrulla Fronteriza, la oficina de operaciones de campo de la Policía de Inmigración y Control de Aduanas, que supervisan los cruces fronterizos. Tienen como fin dar a los investigadores una pista de los casos que seguramente serán aceptados para su proceso.