Paraguay: policía muere en ataque guerrillero

Un policía resultó muerto y siete civiles quedaron heridos durante un ataque atribuido al grupo guerrillero Ejército del Pueblo Paraguayo la noche del martes en el norteño departamento de San Pedro.

El ministro del Interior, Francisco de Vargas, informó que "por las características del ataque con francotiradores puedo decir que el responsable" es el grupo rebelde.

Sin embargo, la guerrilla aún no reivindicó el ataque.

El hecho ocurrió en las cercanías del pueblo rural Tacuatí, departamento de San Pedro, a unos 360 kilómetros al norte de Asunción.

De Vargas, posteriormente, hizo de portavoz de la reunión del Consejo de Defensa Nacional con el presidente Horacio Cartes, anticipando que "existe el interés de pedir la ayuda militar de Estados Unidos para reforzar la lucha en el norte". Aclaró que la solicitud la podría realizar en los próximos el Poder Ejecutivo.

En tanto, el coronel retirado Heriberto Galeano, ex jefe de la guardia militar del anterior presidente Nicanor Duarte (2003-2008) pidió el miércoles a las autoridades que "dejen de informar al público los planes contra el EPP porque entonces desechan el factor sorpresa y seguimos sufriendo reveses".

"Un disparo desde larga distancia impactó en la cabeza del suboficial Solano Burgos quien manejaba una de las cuatro camionetas del departamento de derechos humanos del Ministerio del Interior. Al perder la vida, el vehículo descontrolado chocó contra la camioneta delantera quedando siete personas heridas", especificó De Vargas.

De Vargas aclaró que los funcionarios tenían como tarea instruir a policías y militares desplegados en San Pedro para luchar contra los guerrilleros sin cometer excesos o abuso de poder.

El Ejército del pueblo Paraguayo comenzó sus actividades ilícitas en 1998 como una banda dedicada al asalto de bancos y financieras. Desde 2001, tras convertirse en el brazo armado del partido Patria Libre sin representación parlamentaria y de extrema izquierda, se dedica a los secuestros con fines extorsivos y ataques a puestos militares y policiales.