Desaparece avión con 162 pasajeros

Un año increíblemente trágico para la aviación en el sureste asiático empeoró el domingo cuando un avión con 162 personas a bordo desapareció mientras volaba sobre tormentosas aguas de Indonesia.

El vuelo 8501 de AirAsia se desvaneció en un espacio aéreo lleno de tormentas en su trayecto de Surabaya, Indonesia, a Singapur.

Se trata del tercer incidente aéreo vinculado con Malasia este año. Un Boeing 777 de Malaysia Airlines desapareció el 8 de marzo poco después de despegar de Kuala Lumpur rumbo a Beijing, con 239 personas a bordo. Ese vuelo, el MH370, sigue desaparecido. Otro vuelo Malaysia Airlines, también un Boeing 777, fue derribado sobre el este de Ucrania, controlado por rebeldes pro rusos, mientras cubría la ruta entre Ámsterdam y Kuala Lumpur el 17 de julio. Las 298 personas que iban en la aeronave fallecieron.

En el aeropuerto de Surabaya, los familiares de los pasajeros se agolpaban en el manifiesto del avión, llorando y abrazándose. Nias Adityas, un ama de casa de Surabaya, fue abrumada por el dolor cuando encontró el nombre de su esposo, Nanang Priowidodo, en la lista.

El agente de viajes de 43 años había estado llevando a una familia de cuatro en una viaje a Singapur, Malasia y a la isla indonesia de Lombok, y estaba feliz de haber conseguido el trabajo.

"Me acababa de decir: 'Gracias a Dios este nuevo año trae mucha suerte''', relató Adityas mientras abrazaba con fuerza a su nieto y lloraba desconsoladamente. "Se disculpó porque no podía unírsenos para la celebración del Año Nuevo".

Casi todos los pasajeros y tripulantes eran indonesios, quienes son visitantes frecuentes de Singapur, particularmente en las festividades de fin de año.

El avión despegó la mañana del domingo de Surabaya, la segunda ciudad más grande de Indonesia y estaba a medio camino cuando desapareció del radar. Había estado volando por unos 42 minutos.

No hubo señales de emergencia del avión bimotor de un solo pasillo, dijo Djoko Murjatmodjo, director general de transporte de Indonesia.

La última comunicación entre la cabina y el control de vuelo fue a las 6:13 a.m. (23:13 GMT del sábado), cuando uno de los pilotos "pidió evitar las nubes virando a la izquierda y subiendo a 34.000 pies (10.360 metros)", dijo Murjatmodjo. El jet fue visto por última vez en el radar a las 6:16 a.m., dijo a reporteros.

Indonesia, Singapur y Malasia lanzaron la operación de búsqueda y rescate cerca de la isla de Belitung, en el Mar de Java, el área donde se perdió contacto con el vuelo 8501, pero no había señales del paradero de la aeronave más de 12 horas después de que perdiera contacto.

La búsqueda fue suspendida la noche del domingo y se reanudaría la mañana del lunes, informó Achmad Toha, de la agencia de búsqueda y rescate de Indonesia. Algunos barcos continuaban la búsqueda durante la noche, agregó.

El director general de AirAsia, Tony Fernandes, viajó a Surabaya y dijo en conferencia de prensa que el enfoque debería ser la búsqueda y los familiares, más que conocer la causa del incidente.

"Por el momento no tenemos idea de lo que salió mal", dijo Fernandes, un empresario malasio que fundó la aerolínea de bajo costo en 2001. "No hagamos conjeturas por ahora".

La aerolínea, que está presente en la mayoría de los países del sudeste asiático y desde hace poco también en India, jamás había perdido un avión antes y tiene un buen historial de seguridad.

"Esta es mi peor pesadilla", tuiteó Fernandes.

El avión tenía un piloto indonesio y un copiloto francés, cinco integrantes de la tripulación y 155 pasajeros, incluidos 16 menores y un infante, dijo AirAsia Indonesia en un comunicado. Entre el pasaje había tres surcoreanos, un ciudadano de Singapur y un malasio. El resto eran indonesios.

AirAsia dijo que el capitán tenía 6.100 horas de vuelo, aunque Fernandes dijo después que esa cifra era superior a 20.000. El primer oficial contaba con un total de 2.275 horas de vuelo.

En el aeropuerto de Surabaya, decenas de familiares permanecían sentados en una sala, muchos de ellos hablando por sus celulares y llorando. Algunos parecían aturdidos. A medida que se corría la voz de lo ocurrido, cada vez más parientes llegaban al centro de crisis esperando noticias.

Flightradar24, un cibersitio web de seguimiento de vuelos, dijo que el avión fue entregado en septiembre de 2008, por lo que tendría seis años. No estaba claro si llevaba sistemas de seguimiento vía satélite a bordo.

AirAsia, con sede en Malasia y que ha dominado el mercado de los viajes baratos en la región durante años, cubre rutas cortas en pocas horas, conectando las grandes ciudades de sudeste asiático. Sin embargo, recientemente ha intentado expandirse al negocio de los vuelos de larga distancia a través de su aerolínea hermana, AirAsia X. AirAsia Malaysia posee el 49% de su filial, AirAsia Indonesia.

Fernandes se vio envuelto en polémica a principios de año al tuitear por error que el vuelo 370 de Malaysia Airlines, ahora sinónimo de uno de los mayores misterios de la aviación, había aterrizado sin problemas.

El Airbus A320 es el caballo de batalla de la aviación moderna. Parecido al Boeing 737, se emplea para conectar ciudades que están a entre una y cinco horas de distancia en cualquier parte del globo. En la actualidad hay 3.606 aeronaves de este modelo operando en el mundo, según Airbus. La familia de aviones A320, que incluye los modelos A319 y A321, tiene un muy buen historial de seguridad, con solo 0,14 accidentes mortales por cada millón de despegues, según un estudio de seguridad publicado por Boeing en agosto.

Es demasiado pronto para decir qué podría haber causado un accidente, pero la parte más segura de un vuelo es cuando el avión vuela a su altura de crucero. Solo el 10% de los accidentes mortales entre 2004 y 2013 ocurrieron en esta dase, según el mismo informe de seguridad de Boeing.