¿Sueña con una blanca Navidad? Vaya al oeste

Si lo que busca es una blanca Navidad, lo mejor es que siga el viejo dicho y vaya al oeste.

El jueves nevará en el oeste de Estados Unidos, con precipitaciones de entre 2 y 6 pulgadas (de 5 a 15 centímetros) en los valles y hasta un pie (30 centímetros) en zonas elevadas del norte de California, Utah, Idaho, Wyoming y Montana, según el Servicio Meteorológico Nacional.

Ambas Dakotas y Minnesota ya acumulaban varias pulgadas de nieve tras la tormenta del miércoles.

Se esperan ráfagas de viento en estados como Indiana, Nueva York, Ohio y Pennsylvania, aunque no el clima de nieve que añoraban los amantes de las Navidades, indicó el portavoz del servicio meteorológico Patrick Burke.

"El sitio donde se está tranquilo es Texas y la costa del Golfo", dijo, refiriéndose al golfo de México.

La Nochebuena fue húmeda, cálida y con viento en todo el país, provocando molestias a los viajeros en los Grandes Lagos, el Nordeste y una zona del Sur azotada por tormentas que mataron al menos a cuatro personas.

Más de 300 vuelos se cancelaron en el país, según el servicio de seguimiento de vuelos FlightAware. El aeropuerto internacional de O'Hare, en Chicago, fue el más afectado con en torno a 100 cancelaciones.

En Michigan, las empresas eléctricas se preparaban para vientos extremadamente fuertes un año después de que una tormenta dejara a miles de personas sin luz en Navidad. El servicio meteorológico dijo que los vientos más fuertes se mantendrían hasta casi el amanecer del día de Navidad.

En la zona de Detroit había equipos preparados en anticipación de las ráfagas de 45 millas por hora (72 kilómetros por hora) o más que se esperaban, indicó la portavoz de DTE Energy Randy Berris.

Las compañías eléctricas tuvieron problemas para reanudar el servicio a miles de personas en Mississippe, después de una tormenta que mató al menos a cuatro personas, hirió a unas 50 y dañó o destruyó un número indeterminado de viviendas y negocios.

En toda la Costa Este caía una lluvia fina pero constante, con temperaturas más altas de lo habitual en esta época del año.

Sarah Stothers, de Washington D.C., dijo durante una parada en una estación de servicio de Nueva Jersey Turnpike que la lluvia y la niebla habían complicado el viaje, pero no había sido tan malo como esperaba por el parte meteorológico.

"Pensé que sería mucho peor", dijo. "Pensé que habría mucha más gente en la carretera".

_____

Los periodistas de la Associated Press Sophia Tareen en Chicago; Regina Garcia Cano en Sioux Falls, Dakota del Sur; Colleen Slevin en Denver; Phillip Lucas en Atlanta; Michael Catalini en Hamilton Township, Nueva Jersey; y Michael Sisak, Jeff McMillan y Albert Stumm en Filadelfia contribuyeron a este despacho.