Paraguay niega violaciones a los derechos humanos

El gobierno paraguayo rechazó las denuncias realizadas por organizaciones sociales y campesinas sobre supuestas violaciones a los derechos humanos.

"El Poder Ejecutivo no viola derechos humanos y no ha causado ningún retroceso en la protección de los mismos", señaló un comunicado publicado en la página digital de la casa de gobierno.

Destacó además que Paraguay "fue electo en octubre de 2014 -por primera vez- como miembro para el Consejo de Derechos Humanos de la ONU".

La Federación Nacional Campesina, una de las más grandes de su tipo, y su brazo político Partido Paraguay Pyhahurá (Para un Nuevo Paraguay, en idioma guaraní) realizaban el viernes por tercer día consecutivo manifestaciones callejeras contra el gobierno. Por su parte, la organización no gubernamental Coordinadora de Derechos Humanos -que reúne a 36 agrupaciones- aseguró que en Paraguay siguen existiendo violaciones a los derechos humanos.

Tanto las organizaciones campesinas como los militantes de derechos humanos sostienen que el gobierno presuntamente criminaliza y reprime las ocupaciones de tierras en poder de latifundistas.

Enrique Gauto, secretario general de la Coordinadora, dijo en entrevista con The Associated Press que "el Estado paraguayo es el que, según nosotros, viola los derechos humanos".

Como ejemplo citó la falta de investigación de las denuncias sobre supuestas torturas y ejecuciones de campesinos por parte de la policía cuando en junio de 2012 las fuerzas de seguridad desalojaron a labriegos que habían ocupado una hacienda privada. En el enfrentamiento murieron 11 campesinos y seis policías.

Agregó que "en cuanto a la criminalización de las manifestaciones campesinas, existe un patrón represivo con responsabilidades compartidas por la policía que reprime y el Poder Judicial que efectúa allanamientos o desalojos en ocupaciones de tierras de forma violenta".

El comunicado del gobierno justificó la acción policial diciendo que "las autoridades de la seguridad pública dependientes del Poder Ejecutivo realizan primordialmente tareas de cautela y prevención a través de acciones de contención del conflicto".

Gauto también denunció que se violan los derechos de los presos: "Este año hubo cinco muertes en el penal de menores de Itauguá y creemos que dos de esos fallecimientos fueron por ejecuciones de los guardias".