Cuatro equipos dominan la Liga de Campeones

Con nueve ganadores distintos en los últimos 11 años, nadie puede acusar a la Liga de Campeones de ser predecible.

Sin embargo, tal parece que se ha creado un dominio de cuatro equipos en la máxima competencia de clubes europeos y la fase de grupos de este año respalda la teoría.

Barcelona, Chelsea, Bayern Munich y Real Madrid, los últimos cuatro en coronarse en el torneo, fueron cabezas de grupo en la primera fase que culminó el miércoles. En las últimas tres temporadas, al menos tres de ellos han avanzado a las semifinales de la Liga de Campeones. Real Madrid y Barcelona también lo hicieron en 2011.

Así que mientras se enfilan a la fase de octavos de final que arranca en febrero, sería una sorpresa que el campeón de esta temporada no surja de este pequeño grupo de gigantes --equipos que actualmente muestran un nivel de juego muy superior al resto.

"Todos están ahí, por lo que la Liga de Campeones inicia ahora", comentó el técnico del Chelsea, José Mourinho, sobre la lista de los últimos 16 equipos que incluye a 11 que avanzaron a la misma fase en la temporada 2013-14.

Ningún equipo ha logrado defender su título de la Liga de Campeones desde la creación de la competencia en 1992. ¿Podrá el Madrid poner fin a esa maldición?

En la cima de la liga española, un equipo impulsado por el ataque de sus estrellas Cristiano Ronaldo, Gareth Bale, James Rodríguez y Karim Benzema fue el único en sumar el máximo de 18 puntos en la fase de grupo. El Real Madrid ha ganado sus últimos 19 partidos en todas las competencias, y Cristiano, el actual mejor jugador del mundo, ha anotado 30 goles en la campaña.

"Sé que cuento con un equipo extraordinario", dijo el técnico del Real Madrid, Carlo Ancelotti, tras la victoria de 4-0 el martes sobre Ludogorets de Razgrad. "No me canso de decirlo".

Cualquier equipo que cuente con el argentino Lionel Messi siempre tendrá una enorme posibilidad, y se espera que el Barcelona avance a semifinales después de no hacerlo la temporada pasada. La defensa del Barsa sigue generando preocupaciones --si bien sólo ha permitido siete goles en 14 partidos de la liga española-- pero la victoria del miércoles por 3-1 sobre el Paris Saint-Germain en el Camp Nou dio una muestra de lo que se debe esperar de este costoso ataque estelar.

Messi anotó su gol 75 en Champions, un récord para el torneo, mientras que el brasileño Neymar y el uruguayo Luis Suárez también marcaron. El trío juega junto desde hace apenas seis semanas, y con más tiempo en cancha podría ser imparable.

"Sabemos que juntos podemos llegar muy lejos", declaró Suárez el miércoles después de que el Barcelona aseguró el liderato de su grupo por octava temporada en fila.

La única derrota del Bayern en un complicado Grupo E fue a manos de Manchester City después de jugar más de 70 minutos con 10 hombres y permitir un par de anotaciones en los últimos cinco minutos para caer 3-2. Los campeones de Alemania tienen pocas debilidades en el equipo, y su ataque luce aún más fuerte con la llegada de Robert Lewandowski, y con Pep Guardiola tienen un técnico que ya ha ganado el torneo anteriormente, con el Barcelona en 2009 y en 2011.

El Chelsea, mientras tanto, ha encontrado la cura a su débil ofensiva del año pasado con la contratación del delantero español Diego Costa, y fue el equipo más goleador en fase de grupos, con 17 dianas en seis encuentros. El belga Eden Hazard se está convirtiendo en uno de los mejores extremos del mundo y Cesc Fábregas ha aportado mayor creatividad en el medio campo.

"La temporada pasada, seguramente no fuimos uno de los mejores cuatro y jugamos en las semifinales de la Liga de Campeones", declaró Mourinho. "Veamos lo que podemos hacer esta temporada".

Mourinho dijo que habrá "tiburones en el océano" en el sorteo del lunes para definir los encuentros de octavos. El técnico portugués probablemente se refiera al Manchester City, PSG y a la campeona italiana Juventus, que parecer ser los equipos más fuertes entre los sublíderes de grupo.

Europa ha estado esperando que el Manchester City, dos veces campeón de la Premier en las últimas tres temporadas, despegue en la Liga de Campeones luego de una fuerte inversión en contrataciones. Y una victoria de 2-0 en Roma el miércoles que selló su pase fue considerada por muchos un resultado de mayoría de edad, logrado sin quienes sean probablemente sus cuatro jugadores clave: Sergio Agüero, Yaya Touré, David Silva y Vincent Kompany.

Sin embargo, los defectos y las limitaciones tácticas del City habían sido expuestos previamente en la fase de grupos en la Liga de Campeones, y es poco probable que se cuele entre los cuatro favoritos.