China prohíbe velos musulmanes en Xinjiang

La capital de la región occidental de Xinjiang prohibió los velos en público, en medio de otras medidas tomadas por el gobierno central chino frente al extremismo musulmán, anunciaron las autoridades el jueves.

La ley en esa región predominantemente musulmana tiene lugar en momentos en que el gobierno intensifica la campaña contra el extremismo religioso al que atribuye la violencia que ha dejado centenares de muertos en los últimos 20 meses.

"Esto entra dentro del objetivo más amplio, en consonancia con la tendencia del último lustro que se ha intensificado en el último año para tratar de estandarizar el tipo de atuendo entre las mujeres uigures", dijo James Leibold, experto en políticas étnicas en la Universidad La Trobe de Australia.

Xinjiang es la región de la minoría uigur, un pueblo musulmán de origen turco, que se queja del régimen represivo del gobierno central chino.

En su campaña para frenar la violencia en Xinjiang, las autoridades atacan lo que consideran manifestaciones del extremismo religioso entre los uigures, como las barbas en los varones y los velos en las mujeres. Los expertos afirman que no son necesariamente manifestaciones de extremismo sino preferencias culturales de los uigures, y advierten que las medidas de mano dura pueden indignar a los pobladores locales.

"Polarizan más las tensiones y provocan reacciones violentas", advirtió Leibold.

La nueva ley fue aprobada por el comité de la legislatura de Urumqui el miércoles pero requiere el aval a nivel regional.

Los musulmanes representan un 1,8% de la población china. En Xinjiang, los chinos de la etnia han, no musulmanes, ascienden a un 41% de la población.