Padres de víctimas de Newtown planean demandar

Los padres de algunos de los niños muertos en las balaceras ocurridas en 2012 en una escuela de Newtown presentaron documentos ante una corte indicando que planean presentar demandas por muerte por negligencia, pero no está claro contra quién sería.

Padres de 11 de los 20 pequeños asesinados en la Escuela Primaria Sandy Hook presentaron documentos en el tribunal de testamentarías de Connecticut buscando establecer activos para sus hijos, una medida que permitiría a los padres presentar tales demandas. La mayoría de los padres marcaron la casilla de las solicitudes donde se indica que tienen la intención de emprender acciones por muerte por negligencia, según un notario del tribunal.

Los documentos, sin embargo, no dicen quiénes serían objeto de tales acciones.

Nueve de las solicitudes fueron realizadas este mes, mientras que las otras dos fueron presentadas en 2012 y 2013, según registros de la corte. El diario Hartford Courant fue el primero en reportar el hecho, la tarde del lunes.

El domingo es el segundo aniversario de las balaceras. El tiempo límite para presentar demandas civiles que involucren acciones que ocasionaron muerte es generalmente de dos años bajo la ley de Connecticut. Ese tiempo límite es de tres años en otros tipos de demandas, como las realizadas en relación a la responsabilidad por productos contra fabricantes de armas, por ejemplo.

Varios padres que presentaron los documentos de establecimiento de activos no respondieron el martes de inmediato los mensajes de The Associated Press buscando su comentario. Una vocera de Sandy Hook Promise, una organización sin fines de lucro con sede en a Newtown que aboga por la prevención de violencia por armas y programas de salud mental, dijo que varios padres estaban rechazando hacer comentarios sobre la presentación de documentos en el tribunal de protocolización.

Los documentos involucran a 11 niños muertos en la masacre: Charlotte Bacon, Daniel Barden, Dylan Hockley, Jesse Lewis, Ana Márquez Greene, James Mattioli, Grace McDonnell, Jack Pinto, Jessica Rekos, Avielle Richman y Benjamin Wheeler.

El 14 de diciembre de 2012, Adam Lanza, de 20 años, se abrió paso a través de la escuela disparando un rifle Bushmaster y mató a 20 niños y seis educadores, luego se suicidó con una pistola. La balacera ocurrió después de que Lanza asesinara a su madre, Nancy, en la casa en Newtown donde vivían ambos.