Madres lactantes protestan ante hotel londinense

Varias decenas de mujeres amamantaron el sábado a sus bebés frente a un lujoso hotel londinense donde se le pidió a una madre que se cubriera con una servilleta cuando daba el pecho a su bebé.

Louise Burns dijo que los empleados del hotel Claridge's la humillaron.

El grupo Free to Feed (Libres para Alimentar) realizaron la protesta frente al hotel en Mayfair, un barrio de clase alta.

La fundadora del grupo, Emily Slough, dijo que esa clase de incidentes desalentaban la lactancia. "Estamos aquí para desafiar ese estigma y mostrar a las mujeres que es algo normal y natural".

Claridge's dice que acepta la lactancia, pero pide a las mujeres que sean "discretas" en presencia de otros huéspedes. Nigel Farage, dirigente del partido euroescéptico UKIP, recibió críticas después de afirmar que el hotel tenía el derecho de pedir a las mujeres que den pecho podrían "sentarse en un rincón".