Activistas denuncian exoneración de policía en NY

Varios defensores de los derechos civiles deploraron el jueves la decisión de un jurado investigador de no presentar cargos contra un policía blanco en la muerte por asfixia de un hombre negro, y anunciaron que en pocas semanas habrá una marcha y una conferencia en Washington sobre justicia racial en Estados Unidos.

Marc Morial, presidente del grupo Liga Nacional Urbana, dijo que la ausencia de cargos en el caso de la muerte de Eric Garner en Nueva York constituye "una burla a la justicia" y que él y otros líderes por los derechos civiles están pidiendo que el 2015 sea declarado el "Año de la Justicia y el Empleo".

La decisión tomada el miércoles, de no presentar cargos contra el policía Daniel Pantaleo, desató protestas en todo el país.

En Nueva York, miles de personas marcharon y obstaculizaron el tránsito. Ochenta y tres individuos fueron arrestados, en su mayoría acusados de alteración del orden público.

El abogado de Pataleo y dirigentes sindicales de la policía sostuvieron que el jurado de investigación hizo lo correcto, por considerar que el policía utilizó una maniobra autorizada a un hombre que se resistía al arresto. Y agregaron que la mala salud de Garner fue la principal causa de su muerte.

Para atribuir negligencia penal a Pantaleo, el jurado de investigación habría tenido que determinar que él sabía que existía un riesgo sustancial de que Garner, de 43 años, pudiera morir.

A solicitud del fiscal de distrito de Staten Island, un juez dio a conocer el jueves detalles limitados de los procedimientos que siguió el jurado investigador, incluido que se mostraron cuatro videos y se escucharon los testimonios de 50 testigos, 22 de ellos civiles.

No se dieron a conocer la transcripción de los procedimientos y las 60 pruebas admitidas como evidencia, y el fiscal de distrito no pidió que fueran reveladas.

Unos 20 dirigentes por los derechos civiles se reunieron el jueves a puertas cerradas en la sede de la Red de Acción Nacional del reverendo Al Sharpton. Éste dijo que la cumbre sobre derechos civiles se llevará a cabo después de una marcha en Washington el 13 de diciembre. Agregó que los temas incluirán educación y boicots.

El caso de Garner --combinado con la decisión de un jurado de investigación la semana pasada de no acusar al policía blanco que mató a un joven negro desarmado en Ferguson, Missouri-- desató un debate nacional sobre la raza, el entrenamiento policial y el proceso que siguen los jurados de investigación.

El jueves por la mañana se agregó un nuevo caso a todas estas controversias: un ex jefe policial en Eutawville, Carolina del Sur, fue acusado de asesinato por la muerte de un negro desarmado en 2011 después de una discusión en una reunión en la alcaldía.

Garner murió después de un forcejeo el 17 de julio cuando varios policías trataron de arrestarlo por vender en la calle cigarrillos ilegales. El forcejeo fue captado en un video en que se ve a Pantaleo asiendo a Garner con una maniobra de estrangulación mientras éste dice repetidas veces "no puedo respirar". El forense dictaminó que la maniobra contribuyó a la muerte.

El fiscal de Staten Island, Daniel Donovan, dijo que el jurado de investigación no halló causa razonable para entablar cargos. Pero no dio más explicaciones sobre cómo fue que el panel llegó a su decisión.

El representante republicano Peter King, de Nueva York, justificó la decisión del jurado diciendo que el resultado habría sido igual si Garner hubiera sido blanco. Agregó que la muerte de Garner se debió en gran medida a sus problemas de salud, que incluían obesidad, diabetes e insuficiencia cardíaca.

King agregó que la policía hizo bien en ignorar las afirmaciones de Garner de que no podía respirar.

"El hecho de que lo dijera no significaba que no pudiera respirar", afirmó King, hijo de un policía. "Y si ustedes han visto alguna vez a alguien resistiendo a un arresto, verían que siempre dicen 'me estás rompiendo el brazo, me estás matando, me estás quebrando el cuello'. De modo que si los policías hubiesen desistido en ese momento, la lucha habría recomenzado".

El secretario de Justicia Eric Holder dijo que los fiscales federales efectuarán su propia investigación sobre el caso de Garner. Y el departamento de policía de Nueva York lleva a cabo una investigación interna.