Policía blanco acusado en Carolina del Sur

Un hombre blanco que era el jefe de policía en un poblado de Carolina del Sur fue acusado de asesinato por la muerte a tiros de un hombre negro desarmado en el 2011.

Richard Combs era comandante policial en Eutawville --un pueblo con 300 habitantes, un tercio de ellos negros-- cuando Bernard Bailey fue a la municipalidad a quejarse por una multa de tránsito enviada a su hija.

Combs trató de arrestar a Bailey, de 54 años, por obstrucción de la justicia, dijeron los fiscales. Bailey salió hacia su camión. Los dos forcejearon y el comandante policial le disparó dos veces en el pecho.

El policía dijo en una audiencia que se atascó con el volante del camión de Bailey cuando trató de apagar el motor y que temió por su vida si el camión avanzaba. Pero los fiscales dijeron que Combs fue el agresor cuando persiguió a Bailey que intentaba huir.

Un jurado de investigación del condado de Orangeburg concluyó el miércoles que cabía formular cargos contra Combs, el mismo día en que un jurado de investigación en Nueva York dictaminó lo contrario en la muerte de un hombre negro a manos de un policía blanco.

Los investigadores estatales revisaron el incidente en marzo del 2013 después que una investigación del Departamento de Justicia nacional determinó que Combs no violó los derechos civiles de Bailey. En agosto del 2013, la fiscalía estatal acusó a Combs de conducta impropia en el cargo, pena que conlleva un máximo de 10 años de prisión.

El fallo del miércoles no indica por qué el estado optó por un cargo de asesinato, que conlleva una pena posible de 30 años a prisión perpetua. Los fiscales no respondieron varios mensajes y los abogados de Combs no estaban disponibles por el momento.

Combs recibió licencia después del episodio y la municipalidad lo despidió seis meses después.

En agosto, la familia de Bailey ganó un acuerdo por 400.000 dólares por muerte indebida con Eutawville, a 80 kilómetros (50 millas) al este de Columbia.

Combs es el tercer policía en Carolina del Sur acusado este año por disparar estando fuera de servicio. Un policía blanco de North Augusta fue acusado de conducta impropia en agosto por la muerte de un hombre negro desarmado de 68 años en su casa después de una persecución. Un policía estatal fue acusado de agresión con agravantes en septiembre cuando disparó contra un hombre negro desarmado. Los dos aguardan juicio.