Baja de 17% en errores en hospitales

Las infecciones, errores en administración de medicamentos, incidencia de escaras y otros problemas prevenibles en hospitales disminuyeron en un 17% entre 2010 y 2013, según un informe publicado el martes.

Usando métodos desarrollados por expertos en la calidad de los servicios médicos, el informe calcula que fallecieron 50.000 pacientes menos en los hospitales y se ahorraron unos 12.000 millones de dólares en costos debido a la reducción.

El informe, aunque reconoce que no se comprenden completamente las razones de las mejoras, incluye probables factores como asistencia técnica, informes públicos sobre los errores y penalidades financieras establecidas por la Ley de Servicios Médicos Asequibles.

"Los resultados de hoy son noticias bienvenidas para los pacientes y sus familiares", dijo Sylvia Burwell, secretaria de Salud y Servicios Humanos, en un comunicado. "Esta información representa un avance significativo en la calidad de los cuidados que reciben los pacientes, a la vez que indica un gasto inteligente de los fondos".

El doctor Peter Angood, de la Asociación de Liderazgo Médico de Estados Unidos y quien no participó en el informe federal, dijo que el sector de servicios médicos ha avanzado mucho, pero que todavía no está claro qué estrategias funcionan mejor para proteger a los pacientes en los hospitales. Señaló que el informe indica que uno de cada 10 hospitales todavía tiene esos errores.

"Un índice de errores del 10% es significativo que provoca lesiones, discapacidad y posiblemente la muerte es demasiado elevado en el sistema médico de Estados Unidos", dijo Angood.

El informe analiza los problemas de salud que desarrollan los pacientes en hospitales, como reacciones negativas a medicamentos, infecciones del tracto urinario asociadas con el uso del catéter, infecciones de la sangre, úlceras por presión (escaras) e infecciones en heridas quirúrgicas. La mayoría de estos problemas se consideran evitables.

Las mejoras ocurrieron fundamentalmente en 2012 y 2013, según el informe, y la mayor parte de la reducción se debió a menos reacciones adversas a medicamentos y escaras.

Durante los tres años en cuestión los pacientes experimentaron más de 1,3 millones de problemas menos adquiridos en hospitales en comparación con las cifras hipotéticas si los índices del 2010 se hubieran mantenido, indicó el informe.