Dominicana analiza si brote diarreico es cólera

Las autoridades sanitarias de República Dominicana investigan si un brote diarreico registrado en varios pueblos del suroeste del país y dentro de una prisión está vinculado con la epidemia del cólera, que ha dejado más de 8.600 muertes en el vecino Haití.

El ministerio de Salud estableció el viernes una alerta epidemiológica debido a un brote de la enfermedad diarreica aguda en diferentes zonas de San Juan, a unos 200 kilómetros al oeste de la capital, así como dentro de una cárcel de la provincia Azua.

La institución detalló que hasta el fin de semana se habían registrado unos 30 casos de diarrea aguda, de los cuales un hombre de 41 años murió.

El ministerio de Salud no había confirmado el lunes si se trataba de cólera.

Además, 26 presos de la cárcel de Azua presentaron diarrea aguda en la última semana. Ramón Alvarado, director nacional de salud, aseguró el lunes que los 26 presos están fuera de peligro.

Detalló que 10 de los presos permanecían el lunes internados en un hospital, mientras que los restantes seis eran hidratados y estaban bajo observación en la prisión.

A finales del 2010 una epidemia de cólera comenzó a propagarse desde Haití, donde ha provocado más de 8.600 muertes y ha afectado a más de 400.000 personas, según cifras de la Organización Panamericana de la Salud.

En República Dominicana se han registrado desde 2010 unos 32.600 casos sospechosos de la enfermedad y han muerto 472 personas. En lo que va del 2014, el número de casos sospechosos se había reducido considerablemente.

Alvarado detalló que se ordenó aumentar la dosis de cloro en el agua potable para evitar nuevos contagios.

El cólera se transmite mediante el consumo de líquidos y alimentos contaminados con materia fecal portadora de la bacteria Vibrio cholerae, que produce profusas diarreas, vómito, fiebre y puede provocar la muerte.