Bolivia: se realiza gran exposición gastronómica

Alimentos y sabores olvidados de Los Andes y la amazonia de Bolivia fueron recuperados en una colorida muestra y además degustados en un "banquete indígena" en una exposición gastronómica el lunes en una plaza de La Paz.

Frutas como el chilto, raices como la walusa y la racacha y sabores como la quispiña fueron expuestos por chefs bolivianos junto a otros 50 platos originarios en un recetario que pretende recuperar el consumo de alimentos olvidados del altiplano, los valles interandinos y la amazonia bolivianas, han dicho los organizadores.

Al final de la exposición toda la comida de los 50 productos fue compartida por los presentes en un apthapi que en lengua aymara significa almuerzo colectivo en el que los comensales se sirven con las manos.

"La paleta de 50 productos y sabores rescata muchos alimentos que están desapareciendo por falta de consumo. Se incluye una descripción de los productos, un recetario y contactos con los productores y cocineros", dijo a la AP Amahí Reyes del Movimiento de Integración Gastronómico (MIGA).

Entre los sabores estaba la quispiña un especie de amasado de quinua cocida y harina que solo se come en pueblos del altiplano de gran poder nutritivo y además se puede guardar hasta por dos semanas, dijo la estudiante de gastronomía, Leticia Quispe.

La racacha y la walusa son dos tubérculos andinos que hace años han sido desplazados por la globalización y la comida chatarra. "Cuando se los redescubra muchos volcarán su mirada al potencial y diversidad que tiene Bolivia", dijo por su parte Conny Toorntra de la organización no gubernamental holandesa ICCO que apoyó la muestra.

En el apthapi no solo hubo colores y sabores también música foclórica de las diversas regiones del país.