Jamaica: Alertan por propagación de chikungunya

El ministro de Salud de Jamaica indicó que el gobierno de Jamaica está haciendo todo lo que puede para combatir un virus recién llegado al país que es transmitido por mosquitos y que altera cada vez más la vida y reduce la productividad en la isla caribeña.

En un discurso transmitido el domingo a nivel nacional por radio y televisión, Fenton Ferguson dijo que el virus chikungunya se propaga por todo Jamaica y "cualquiera es susceptible".

"Estamos conscientes del impacto que esto está teniendo en la productividad y en la asistencia a las escuelas y los trabajos y pedimos a los empleados que sean compasivos y ayuden a su personal durante este periodo complicado", indicó Ferguson.

Es una enfermedad viral rara vez fatal pero típica que ha avanzado con rapidez por el Caribe y partes de Latinoamérica después de que se empezó a propagar a finales del año pasado a nivel local en la isla de San Martín, una pequeña colectividad de ultramar francesa, probablemente llevada por un viajero infectado. Al parecer la República Dominicana ha sido el país más afectado con la mitad de los casos reportados en América Latina.

En días recientes, el virus --que no tiene cura ni vacunas-- ha enfermado cada vez más a residentes de Jamaica, quizá con mayor gravedad en la Parroquia de Saint Thomas, en el extremo sureste de la isla.

"Escuelas, negocios, iglesias, granjas y comunidades enteras en Saint Thomas siguen reportando crecientes casos de personas enfermas de chikungunya, algunas de las comunidades con más de la mitad de la población afectada", reveló el funcionario de la oposición Delano Seiveright antes del mensaje del ministro de Salud.

Los casos confirmados en Jamaica son pocos hasta ahora, pero hay muchos indicios de que la cifra real de personas contagiadas es muy superior a las proporcionadas por las autoridades. Los laboratorios sólo han podido confirmar una pequeña cantidad de habitantes contagiados debido a que muchos pacientes no buscan atención médica y sus casos no son registrados. Algunos médicos privados tampoco reportan sus pacientes al gobierno, de acuerdo con el Ferguson.

Algunos jamaiquinos arremetieron contra el gobierno por lo que consideran ha sido una lenta respuesta ante la amenaza de salud pública que las autoridades sabían que se dirigía al país.

___

David McFadden está en Twitter como http://twitter.com/dmcfadd