NFL: Los Eagles se ponen a prueba en San Francisco

La temporada de la NFL está por terminar su primer mes y la cuarta semana da la oportunidad de definir quiénes verdaderamente aspiran a cosas grandes.

En las últimas dos fechas, los dos primeros de la clasificación de The Associated Press --los Seahawks y Broncos-- cayeron. En ese ranking vuelve a mandar Seattle con Denver en segundo, pero es tiempo de que otros que aspiran a contender demuestren qué tan firmes son.

La jornada inició el jueves con la paliza 45-14 que los Giants de Nueva York le propinaron a Washington. Aquí presentamos algunos de los partidos más destacados:

EAGLES-49ERS

El ataque de Filadelfia tomó la posta donde la dejó en 2013, cuando acumularon 4.110 yardas por pase y encabezaron la liga en ofensiva terrestre. Este año son el segundo equipo con más puntos anotados, 103, después de Atlanta, y Nick Foles, su quarterback encabeza la liga en yardas ganadas con 978. Los Eagles vencieron a los Jaguars, Colts y Redskins, viniendo de atrás en todos los partidos pero su invicto peligra en la visita a San Francisco.

Hay dos factores, al menos, que complican el partido para Filadelfia, cuarto en el ranking de AP. El primero es la marca de San Francisco, que marcha 1-2, con dos tropiezos al hilo, uno como local ante Bears. En la reñida División Oeste de la Nacional, que comparten con los Cardinals y Seahawks el rezagarse es un lujo que pocos pueden permitirse, y por eso los 49ers no pueden permitirse una derrota más. Su defensa, pese a las ausencia de Aldon Smith y NaVorro Bowman, representa un reto que los Eagles no han enfrentado hasta ahora y será buena ocasión para probar si la explosividad de Foles y el wide receiver-running back Jeremy Maclin puede hacer mella a unidades poderosas.

Adicionalmente está el ataque de San Francisco. Chip Kelly, entrenador de Filadelfia, destaca la dificultad que entraña medirse contra el mariscal Colin Kaepernick: "No sólo pensamos en el porcentaje de pases completos (de Kaepernick), sabes que es peligroso en todo lo que hace: tienen un brazo muy, muy fuerte, además de la amenaza que representa porque puede correr. Puede lanzar cualquier tipo de pase por su fuerza pero su habilidad para correr lo hace diferente de muchos quarterbacks".

Con un buen resultado Filadelfia puede no sólo enfilarse al título de su división sino demostrar que pueden competir contra la élite y ganar.

PACKERS-BEARS:

La NFL tiene varias tradiciones, entre las más añejas están los juegos en la nieve y el clásico Bears-Packers. Uno de los favoritos al inicio de la campaña, Green Bay, que visita el Soldier Field, está urgido de enderezar la nave tras caer ante Detroit. Otro descalabro no sólo los pondría en 1-3 sino que le daría dos juegos de ventaja a Chicago.

La confrontación luce pareja, aunque los números no hablan de equipos dominantes. Los Packers tienen el ataque número 28 de la liga y el de los Bears se ubica un escalón más arriba. Las defensas están en los puestos 20 y 23, respectivamente. Los receivers de Chicago, Brandon Marshall y Alshon Jeffery, se sobrepusieron a lesiones en el partido inaugural para cargar al equipo, que estropeó el debut de San Francisco en su nuevo estadio.

"Hay algunas arrugas aquí y allá, hubo cambios de personal", dijo el mariscal de campo Jay Cutler acerca del lento arranque de la ofensiva, en la que el estelar running back Matt Forte no ha lucido. "Sabemos que a la defensa Green Bay nos va a presentar formaciones distintas, cambios. En el juego pasado vimos algunas batallas uno contra uno, hicimos algunas jugadas fuera de la bolsa de protección, los receivers bajaron pases altos, los chicos hicieron grandes jugadas para ayudarme".

Quizá el más interesado en destacar en la defensa de Green Bay será el linebacker Julius Peppers, quien el año pasado era la fuerza de Chicago, pero en el partido que definía al campeón de división no pudo taclear a Aaron Rodgers y éste lanzó el pase de anotación decisivo. "Esa jugada me costó el empleo", dijo Peppers en la semana. "Pero al final resultó para bien". Habrá que ver si el veterano que ha logrado 120 sacks en su carrera hace pagar a los Bears por cortarlo.

En otros partidos del domingo, Buffalo visita a Houston, Tennessee a Indianápolis, Carolina a Baltimore, Tampa Bay a Pittsburgh, Atlanta a Minnesota, Jacksonville a San Diego y Detroit a los Jets de Nueva York.

Los Dolphins y Raiders juegan en Londres. Dallas recibe a Nueva Orleáns en el partido nocturno del domingo y Nueva Inglaterra visita a Kansas City la noche del lunes.