EEUU: Red de vigilancia capta placas de vehículos

Una red digital de veloz expansión capta con cámaras instaladas en semáforos y patrullas de la policía el desplazamiento de millones de vehículos en Estados Unidos, sea que la policía esté investigando a los conductores o no.

Los sistemas de escaneo de placas de vehículos se han multiplicado en Estados Unidos en la última década, principalmente con financiamiento del Departamento de Seguridad Nacional, y los jueces confirmaron recientemente el derecho de las autoridades para mantener en secreto ante el público la información de centenares de millones de esas imágenes.

Estas decisiones se suman a la amalgama de leyes locales y normas que rigen la utilización de esta tecnología y la difusión de la información recaudada, lo cual enardece a los defensores de las libertades civiles que ven al sistema como el próximo campo de batalla en la controversia derivada de la vigilancia con alta tecnología.

"Si no se me está investigando por un delito, no debería haber un expediente policial secreto de mí" que detalle "a dónde voy, dónde compro, dónde hago una visita", dijo Michael Robertson, empresario del sector tecnológico que pretende lograr en una corte acceso a sus expedientes. "Es de locura, es algo como de policía nazi", agregó.

Una jueza en San Diego dijo en un fallo provisional que una agencia local del gobierno puede denegar la solicitud de Robertson de que le faciliten la información escaneada de su vehículo según la ley de expedientes abiertos de California porque concierne a investigaciones de la policía.

La jueza de la Corte Superior, Katherine Bacal, escuchó el viernes los argumentos adicionales en el caso y tiene previsto emitir pronto una decisión definitiva. Robertson aseguró que apelará si el fallo provisional es ratificado.

El caso en San Diego tiene lugar menos de un mes después de que otro juez en el estado rechazara con el mismo argumento la petición de la representación de la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU por sus siglas en inglés) en el sur de California y la Fundación Frontera Electrónica para que les entregaran los expedientes de todos los vehículos que recaudaron durante una semana el Departamento de Policía de Los Ángeles y el Departamento de la Oficina del Alguacil en el condado Los Ángeles.

La ACLU dijo que la red agrega tres millones de escaneos cada semana a una base de datos compartida con decenas de otras agencias que ahora incluyen detalles de más de 455 millones de encuentros.