EEUU: Recompensa por pista sobre policías atacados

Los investigadores volvieron a revisar el domingo el bosque que rodea un cuartel de la policía estatal en el que fueron emboscados dos policías en busca de pistas que conduzcan al responsable o los responsables del ataque. Uno de los agentes murió baleado y el otro se encuentra gravemente herido.

Mientras, un grupo sin fines de lucro ofreció una recompensa de 50.000 dólares a cambio de pistas sobre el ataque mortal del viernes en la remota base en el noreste de Pennsylvania.

Ocho investigadores ingresaron en la densa zona boscosa en Blooming Grove hacia el mediodía del domingo, informó el diario The Times-Tribune (http://bit.ly/1qOCc0u ). La víspera, las autoridades indicaron que el sospechoso habría abandonado la zona.

La policía no había divulgado nueva información sobre el caso a mediados de la tarde.

Los agentes fueron emboscados el viernes alrededor de las 10:50 de la noche cuando uno de ellos se retiraba del cuartel y otro llegaba al lugar. En el ataque murió el cabo Bryon Dickson, de Dunmore, y resultó herido el agente Alex Douglass.

Dickson, con siete años de servicio, fue transferido a la región hace varios meses desde un cuartel en Filadelfia. Douglas fue llevado a un hospital, donde se le operó y se encuentra en condición crítica pero estable.

El comisionado de la Policía Estatal de Pennsylvania, Frank Noonan, dijo que el "ataque cobarde" estuvo dirigido contra la policía estatal y un "delincuente armado y muy peligroso" eludió la captura inmediata.

"Nuestros policías fueron... baleados sin aviso y no tuvieron ninguna oportunidad de defenderse", declaró Noonan a la prensa el sábado en la tarde. "Nos ha calado hondo que ocurriera algo como esto", afirmó.

La organización Pennsylvania Crime Stoppers, que publicó la oferta de recompensa, pidió que cualquiera con alguna información llame a la línea 800-4PA-TIPS o envíe su pista a través de internet (http://bit.ly/1qOzY13 ).

Policías de al menos tres estados colaboraron el sábado con la búsqueda en territorios estatales que rodean los cuarteles en el condado Pike y en otros lugares.

"Cientos de agentes efectuaron una búsqueda exhaustiva", dijo el teniente coronel George Bivens. "Peinamos zonas de bosque, vecindarios. Estamos convencidos de que este individuo ya no se encuentra en la zona inmediata", agregó.

La policía entrevistó a un hombre al que describieron como una persona que podría aportar información relevante, pero Noonan señaló que las autoridades entrevistan a centenares de personas como parte de la investigación. Noonan enfatizó que ese hombre no es sospechoso.

Blooming Grove es un municipio de aproximadamente 4.000 habitantes, unos 35 kilómetros al este de Scranton.