El Salvador: encuentran restos humanos en maletas

Las autoridades salvadoreñas informaron el miércoles que encontraron cuerpos desmembrados dentro de maletas lanzadas en diferentes puntos de la capital y en las proximidades de un lago en el norte del país.

A su vez, indicaron que hombres con vestimenta similar a la que usa la policía asesinaron a tres supuestos pandilleros en una zona rural occidental.

El director de la clínica forense del estatal Instituto de Medicina Legal, el doctor Gustavo Ibarra, indicó en conferencia de prensa que "se han encontrado cuatro maletas con restos humanos, desmembrados".

Explicó que la noche del martes, casi a la misma hora, fueron halladas tres maletas en diferentes puntos de San Salvador. "En una estaba una cabeza" mientras que en las otras estaban el abdomen y las piernas de una persona, dijo.

Otra maleta con una cabeza fue localizada en las proximidades del Lago Suchitlán, en el departamento de Chalatenango, al norte del país.

El médico manifestó que en los restos desmembrados localizados "el sexo, aparentemente (es) masculino", pero dijo que "aún no podemos confirmar si se trata de dos personas o más, hay que hacer los exámenes, el ADN".

Detalló que en una de las maletas "se ha encontrado un tronco, lo que es tórax, anterior y posterior, y una parte de un hombro" mientras que "en la segunda maleta está lo que llamamos pelvis y parte de los miembros inferiores". Según el médico el tiempo de muerte sería de 72 horas.

La policía ubicó una casa en uno de los barrios residenciales de San Salvador donde se presume habrían desmembrado los cuerpos de las víctimas. También localizó una camioneta con placas hondureñas con sangre en su interior.

En tanto, la policía nacional civil reportó el asesinato de tres supuestos pandilleros en una zona rural del municipio Puerto Acajutla, del departamento de Sonsonate, fronterizo con Guatemala.

Las víctimas identificadas como William Alexander Campos, de 18 años; Juan Pablo Suárez, de 17, y Marlon Salvador Pineda, de 23, fueron asesinados por hombres que vestían ropas oscuras parecidas a las que usa la policía.

Según las primeras investigaciones los tres eran pandilleros.

Estos nuevos hechos de violencia se producen pocos días después de que los cabecillas de las pandillas anunciaran una nueva tregua para ayudar a disminuir el índice de homicidios y la violencia.

En El Salvador, considerado uno de los países más violentos del mundo, los pandilleros están involucrados en la mayoría de los crímenes que se cometen en el país.

Las pandillas se han establecido en populosos barrios del país y están integradas por más de 70.000 jóvenes y adolescentes. Más de 10.000 están presos.

Según los registros de la policía, en 2012 se contabilizaron 2.543 homicidios y en 2013 hubo 2.492 muertes violentas.