Rebeldes y tropas sirias se enfrentan en el Golán

Los rebeldes sirios se enfrentaron el lunes con las tropas del gobierno en los Altos del Golán, donde insurgentes vinculados a al-Qaida secuestraron a soldados de paz de la ONU la semana pasada, dijeron activistas.

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos con sede en Gran Bretaña dijo que los combates se concentraban alrededor de la ciudad de Hamidiyeh en la provincia de Quneitra, cerca de la frontera con Israel.

El Observatorio informó que hubo bajas en ambos bandos, pero no tenía cifras exactas.

La agencia estatal de noticias de Siria dio que los militares mataron a "muchos terroristas" y que destruyeron un arma de calibre grueso durante la batalla. El gobierno califica de "terroristas" a quienes buscan derrocar al presidente Bashar Assad.

Los intensos combates han causado estragos en la zona desde que los rebeldes sirios capturaron un puesto fronterizo cerca de la ciudad abandonada de Quneitra el miércoles.

Un día después, combatientes de la rama siria de al-Qaida, el Frente Nusra, secuestraron a 45 soldados de paz de Fiyi que sirven en la misión de la ONU que supervisa la zona de separación entre Israel y Siria. La ONU dice que busca una liberación inmediata e incondicional de los cascos azules de Fiyi. Las tropas filipinas escaparon el fin de semana, mientras los fiyianos siguen retenidos por los milicianos.

El ataque de los rebeldes a los cascos azules hizo que la ONU fuera criticada por algunas naciones que han enviado a sus soldados a las fuerza de paz y por la forma como funcionan las operaciones en los Altos del Golán.

Irlanda, que tiene una unidad de respuesta rápida de 130 miembros en la misión de la ONU, dijo el lunes que no reemplazará a sus tropas el mes entrante si los líderes de la organización en Nueva York no acuerdan fortalecer a los cascos azules, comando y control, además de las normas de participación.

"He manifestado muy claramente que no seguiré comprometiendo a las tropas irlandesas en esta misión a menos que haya una revisión fundamental sobre cómo va a operar esto. Queda claro que esta no es una zona desmilitarizada", dijo el ministro de defensa irlandés Simon Coveney a la radio estatal RTE en Dublín.

"Necesitamos una garantía importante de la ONU y del lado sirio de que podemos operar una misión con seguridad. Los niveles de riesgo, dado lo que sucedió los últimos tres días, no son aceptables", agregó.

___

El periodista de The Associated Press Shawn Pogatchnik en Dublín colaboró para este despacho.