Chad Johnson busca oportunidad en Canadá

Chad Johnson está de vuelta en un campo de juego, y se dice agradecido por la oportunidad.

El ex wide receiver de la NFL que en su momento cambió su apellido a Ochocinco, regresó a un minicampamento de pretemporada esta semana con los Alouettes de Montreal de la Liga Canadiense de Fútbol Americano (CFL). La sesión de tres días inició el martes y Johnson, de 36 años, tiene posibilidades reales de permanecer en el equipo una vez que inicie la temporada en junio.

"Es sólo fútbol americano. Sólo fútbol americano", dijo Johnson. "No se trata de Montreal. Es sobre la oportunidad de poder jugar fútbol americano de nuevo, lo que me encanta".

Es algo que se perdió hace dos años.

La última vez que Johnson jugó un partido de NFL fue en la campaña de 2011 con los Patriots de Nueva Inglaterra. Al siguiente año acudió a un campamento de pretemporada con los Dolphins de Miami --su ciudad natal_, pero su contrato fue cancelado un día después, luego que fue acusado de un cargo menor de violencia doméstica.

Johnson dijo que se trató de "un horrible error" y "con toda razón" le costó una oportunidad de jugar. Con el tiempo se declaró culpable como parte de un acuerdo, pero después de violar su libertad condicional Johnson terminó yendo a prisión cuando una jueza objetó la manera en que dio nalgada a su abogado mientras festejaba.

El martes, mostró que sigue siendo capaz de correr trayectorias, y es por eso que Montreal está ansioso por tenerlo en la mira.

"Son negocios", dijo el gerente general de los Alouettes, Jim Popp. "Es real. Está en gran forma. Desea jugar y veremos cómo se desarrollan las cosas".