EEUU: Sanciones a Venezuela podrían justificarse

Estados Unidos advirtió el jueves que aunque no busca imponer sanciones a Venezuela, tales medidas podrían convertirse en una herramienta importante si el gobierno de Nicolás Maduro no otorga espacio democrático a la oposición.

"Ningún país quiere implementar sanciones, pero no podemos decir que no vamos a implementarlas porque quizá llega un momento en que las sanciones, de alguna manera u otra, son una herramienta muy importante", dijo en conferencia de prensa la subsecretaria de Estado para el Hemisferio Occidental Roberta Jacobson.

"Si no hay movimiento, si no hay la posibilidad de diálogo, si no hay espacio democrático para la oposición, claro que tenemos que pensar en eso y estamos pensando en eso", agregó la funcionaria al dejar en claro que ningún escenario incluye acciones militares.

Jacobson subrayó la importancia de trabajar junto a sus aliados en la región "en la manera de implementar cualquier tipo de sanción o de acción porque son mucho más eficaces si hacemos esas cosas juntos".

Es la primera vez que el gobierno estadounidense explica en qué circunstancias sopesaría aplicar sanciones, ya que hasta el momento solo había dicho que prefiere no aplicarlas por el impacto que representarían para sectores de bajos recursos.

El gobierno venezolano rechazó el jueves en un comunicado los comentarios de Jacobson, a los que consideró un intento de "inmiscuirse en los asuntos internos de nuestro país y de desconocer nuestro proceso democrático".

Las declaraciones de la subsecretaria de Estado constituyen un "incentivo para que los pequeños sectores extremistas que desde hace semanas vienen sembrando violencia y terror en toda la población, prosigan sus prácticas en un camino totalmente fuera de la constitución y el respeto a los derechos de todos los venezolanos y venezolanas", se afirma en el comunicado.

"La constante amenaza con sanciones, la manipulación de los hechos y el irrespeto a nuestras leyes y procesos democráticos, no hacen más que dificultar el entendimiento entre ambos gobiernos", agregó.

Congresistas estadounidenses presentaron este mes en ambas cámaras proyectos de ley que ordenan al presidente Barack Obama sancionar a los funcionarios del gobierno venezolano responsables de violar derechos humanos.

El senador republicano por Florida Marco Rubio expresó el jueves su expectativa de que la comisión de relaciones exteriores celebre una audiencia sobre las sanciones y dijo que espera convencer a suficientes integrantes para que el pleno del Senado apruebe el proyecto de ley de su autoría.

"Espero que en las próximas semanas podamos proceder con estas sanciones a estos individuos asociados con el gobierno (venezolano), como el presidente de la Asamblea Nacional Diosdado Cabello y otros", dijo Rubio al pronunciarse sobre Venezuela en el pleno de Senado por segunda vez durante el último mes.

"En las próximas semanas los identificaremos por nombre, las propiedades que poseen y los activos que tienen en nuestra nación", agregó, tras mostrar una docena de fotografías relacionadas a las protestas.

Por su parte, el senador demócrata Robert Menéndez, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado, a través de un comunicado, hizo "un llamado a los líderes de todo el hemisferio y en todo el mundo para condenar las acciones ilegítimas y antidemocráticas del presidente Maduro".

Menéndez manifestó su alarma por el retiro de la inmunidad de la diputada opositora María Corina Machado que acordó esta semana la directiva oficialista de la Asamblea Nacional, e indicó que mantenía el deseo de que los embajadores de la OEA asuman una postura más firme de defensa de los derechos humanos y la democracia en Venezuela.

Jacobson señaló que buscará intercambiar embajadores con la nación sudamericana una vez que se haya consolidado un diálogo con "todas las partes en la mesa" y manifestó su expectativa ante las recomendaciones para el diálogo en Venezuela que la misión de cancilleres de la Unasur planea difundir la tarde del jueves tras reunirse con el gobierno de Maduro y con dirigentes opositores.

"No sé cuáles serían las recomendaciones de esta misión, esperamos todos que quizá esa sea la oportunidad para ambos lados, para todos los actores en Venezuela de tener un rol en una mesa de diálogo", indicó.

La misión de cancilleres de Unasur, integrada por el ecuatoriano Ricardo Patiño, el argentino Héctor Timerman, el boliviano David Choquehuanca, el uruguayo Luis Almagro, el brasileño Luiz Alberto Figueiredo y la colombiana María Angela Holguín, comenzó su visita el martes y había sido acordada a mediados de mes.

Las protestas callejeras contra el gobierno venezolano durante las últimas seis semanas han dejado al menos 32 muertos.

Jacobson expresó su preocupación sobre la decisión de las autoridades venezolanas de despojar de su inmunidad parlamentaria a Machado y calificó de "lamentable" que la diputada opositora no haya podio intervenir la semana pasada durante la sesión de la OEA a la cual fue invitada por Panamá.

___

Luis Alonso Lugo está en Twitter como: www.twitter.com/luisalonsolugo