Australiana pierde caso de accidente sexual

La Corte Suprema de Australia negó el miércoles compensación por accidente laboral a una burócrata que se lesionó mientras tenía relaciones sexuales en un motel durante un viaje oficial.

La decisión es inapelable, anula fallos de tribunales inferiores y pudiera consecuencias para otros empleados federales que solicitan compensación por accidentes laborales por percances fuera de lo común.

La decisión 4-1 del tribunal expresó que el empleador de la mujer no la indujo ni alentó a participar en actividades sexuales, de manera que la aseguradora del gobierno federal, Comcare, no tiene obligación de compensarla. Un tribunal inferior falló que la mujer se lesionó durante el cumplimiento de sus labores y debía ser compensada.

La mujer no puede ser identificada por razones jurídicas. Era una empleada del servicio civil federal de unos 30 años cuando fue hospitalizada por una lesión en 2007. La mujer y un hombre tenían relaciones sexuales en su motel cuando una lámpara que colgaba del techo sobre la cama se cayó y la hirió en la nariz y la boca. Posteriormente la mujer sufrió de depresión y no pudo seguir trabajando para el gobierno.

Comcare aprobó inicialmente su reclamación pero la rechazó después de una investigación. Un tribunal administrativo concordó en que las lesiones de la mujer no se lesionó en el desarrollo de su trabajo y que las relaciones sexuales "no son un incidente normal de una estancia ordinaria en un hotel", como ducharse, dormir y comer.

El juez federal John Nicholas anuló esa decisión el año pasado, rechazando las conclusiones del tribunal de que el gobierno tenía que aprobar las relaciones sexuales para que la mujer pudiera recibir la compensación.

El ministro del Trabajo, Eric Abetz, alabó el fallo como una victoria del sentido común.