China busca a sospechosos de ataque con auto

Los investigadores de un posible ataque suicida con un vehículo que dejó cinco muertos y 38 heridos al embestir peatones en la Ciudad Prohibida de Beijing buscaban el martes a dos sospechosos de la etnia uigur.

La policía no informó sobre un posible móvil para el incidente del lunes en uno de los espacios públicos más celosamente custodiados. Pero los investigadores solicitaron ayuda a los hoteles de la ciudad para rastrear los movimientos de los dos sospechosos y detectar otros posibles conspiradores.

La camioneta deportiva atravesó una barrera que separa una acera de una avenida de mucho movimiento y embistió a los peatones al acelerar en dirección a la entrada de la Puerta de Tiananmen, donde se estrelló en una estructura de piedra cerca de un enorme retrato de Mao Zedong a unos metros de la entrada del antiguo palacio imperial.

Los tres ocupantes del vehículo murieron junto con dos peatones, uno de ellos una filipina. Entre los 38 heridos hay otros tres filipinos y un japonés, dijo la policía.

La puerta se ubica frente a la enorme Plaza de Tiananmen, escenario del movimiento prodemocrático de 1989 que fue violentamente reprimido por los militares. Todo incidente allí es sumamente delicado para las autoridades.

Zhao Fuzhou, un funcionario de seguridad en el hotel Xinjiang Dasha, en la capital china, dijo que la policía distribuyó una nota en la que solicita información sobre dos sospechosos de nombres uigur. Un empleado en el hotel Hubei Mansion también confirmó haber recibido la instrucción, mientras que empleados de otros hoteles dijeron que les ordenaron no hablar sobre el tema.

La orden le pregunta a los hoteles sobre los dos sospechosos, y les pide reportar cualquier huésped o vehículos sospechosos registrados en los establecimientos desde el 1 de octubre. Uno de los hombres, identificado en la nota como Yusupu Wumaierniyazi, figura como residente en la región uigur de Xinjiang, en el noroeste chino, en el que 24 policías y 13 milicianos murieron en un ataque el 26 de junio.

La policía capitalina remitió a los periodistas a un vocero cuyo teléfono nadie respondió.

Elementos radicalizados entre los uigures musulmanes de etnia turca libran una insurgencia contra el régimen chino desde hace años. Los uigures difieren de la mayoría de la etnia han desde el punto de vista cultural, el religioso y el lingüístico.