El Oeste, una conferencia en la que no hay tregua

La temporada de la NBA había culminado dos semanas antes y los Rockets de Houston ya estaban inmersos en otra reñida competencia para abrirse espacio en la Conferencia del Oeste.

Los Rockets fueron uno de los cinco equipos que recibieron audiencia en Los Angeles para seducir a Dwight Howard, el agente libre más cotizado, la clase de jugador con el talento necesario para inclinar la balanza en una conferencia muy competitiva.

Y salieron triunfantes frente a los esfuerzos de los Lakers de Los Angeles, los Mavericks de Dallas, los Warriors de Golden State y los Hawks de Atlanta.

Ahora, este equipo que estaba a la deriva en el Oeste tiene aspiraciones de ganar la conferencia y hasta el título de la NBA.

Howard, James Harden, Jeremy Lin y demás Rockets ya no serán un rival que emboscará a los demás. Forman parte de un nutrido grupo de fuertes equipos.

Los Spurs de San Antonio quieren intentarlo otra vez tras su dolorosa derrota ante Miami en la final de la liga. El Thunder de Oklahoma tiene a Kevin Durant y espera que Russell Westbrook se recupere de una lesión. Los Clippers de Los Angeles estrenan nuevo entrenador y reforzaron su reparto de jugadores suplentes.

Pero los Rockets insisten que están para escalar a la cima.

"Podemos llegar lo más lejos posible", dijo Harden. "Somos un equipo muy cohesionado. Con la adición de Dwight, estamos completos. Contamos con mucho talento. Ya no somos un equipo joven. El año pasado se hablaba que éramos los más jóvenes de la liga y podíamos escudarnos en esa excusa. Pero se nos agotaron las justificaciones".

Los Clippers contrataron a Doc Rivers, el ex entrenador de los Celtics que podría dar la orientación y liderazgo necesarios para un talentoso equipo en el que Chris Paul y Blake Griffin son las figuras emblemáticas.

También se produjeron cambios importantes en Memphis y Denver. Pero los Spurs siguen intactos, dispuestos a luchar por otra corona.

"El Oeste está complicadísimo y muy parejo", dijo Mike Miller, el especialista de triples que fichó con los Grizzlies. "No hay partidos fáciles en el Oeste, lo que hace que la temporada sea una extenuante batalla".