Paraguay: campesinos critican uso de agroquímicos

Líderes de organizaciones de campesinos denunciaron que en la siembra de soja en Paraguay, que ocupa casi tres millones de hectáreas, se utilizarán agroquímicos sin control.

Luis Aguayo de la Mesa Coordinadora de Organizaciones Campesinas, la más grande de su tipo, dijo a The Associated Press que "estoy seguro de que los empresarios de la soja duplicarán su cosecha en 2014 porque usan indiscriminadamente los pesticidas y herbicidas".

Recordó que durante el gobierno de Fernando Lugo (2008-2012) "había una resolución para que los agricultores mecanizados avisaran 24 horas antes a las comunidades vecinas a sus plantaciones de soja que fumigarían sus cultivos con tractores o avionetas, para que las personas se pusieran a salvo. Pero esa medida fue anulada".

Aguayo lamentó que los sojeros usen "sin control los agroquímicos, contaminando los arroyos y matando a las aves de los bosques cercanos".

Pero al lanzar la campaña de soja 2013-2014 Ramón Sánchez, presidente de la Unión de Gremios de la Producción, afirmó que "entre 1990 y 2012 hemos aumentado la producción de granos siete veces mientras que el área sembrada solo se multiplicó por dos".

Agregó que "con esto se demuestra la gran eficiencia del sector productivo y lleva a la muerte todos los mitos acerca de que destrozamos la naturaleza".

Belarmino Balbuena, directivo del Movimiento Campesino Paraguayo, afirmó a la AP que en el norteño departamento de San Pedro "nos organizamos para, por nuestra cuenta y responsabilidad, obstaculizar o frenar la fumigación de plantaciones de soja cercanas a escuelas, arroyos y puestos de salud".

Por su parte Héctor Cristaldo, presidente de la Coordinadora Agrícola del Paraguay, aseguró que "más de 20.000 productores toman las precauciones para el manejo de los agroquímicos" y negó que no se respeten las medidas de precaución.

La oficina de defensa del ecosistema de la estatal Secretaría del Ambiente indicó a la AP que está vigente una ley que establece la obligatoriedad de la evaluación de los proyectos de explotación agrícola, ganadera, forestal y granjera.