Rumanos condenados en EEUU por fraude migratorio

Una pareja de rumanos que viven en Idaho fueron multados con 2.000 dólares y podrían ser deportados por haberse casado de forma fraudulenta para tratar de obtener prestaciones migratorias.

La fiscal federal Wendy J. Olson informó el lunes que Victor Fenesan, de 32 años, se declaró culpable en agosto de obtener fraudulentamente una visa estadounidense mientras que Claudia Beian, de 34, se declaró culpable de obtener ilegalmente la ciudadanía. Los dos fueron sentenciados el lunes a dos años de libertad condicional. El juez federal de distrito que los sentenció, Edward Lodge, dijo que estarán sujetos también a la Policía de Inmigración y Aduanas.

Los acuerdos de culpabilidad en el caso dicen que Fenesan y Beian admitieron casarse con ciudadanos estadounidenses en 2004 para obtener prestaciones como migrantes. Ninguno vivía con sus respectivas parejas matrimoniales, pues ellos siguieron viviendo juntos. Los dos recibieron visas en abril de 2005 y Beian obtuvo la ciudadanía en febrero de 2010.

Lodge revocó la ciudadanía de Beian.