Huelga en San Francisco causa congestión vehicular

La huelga del metro de San Francisco tomó un giro trágico el sábado, cuando un tren de pasajeros fuera de servicio regular arrolló a dos trabajadores de mantenimiento, quienes murieron instantáneamente, dijeron las autoridades.

El accidente ocurrió a las 2 de la tarde en Walnut Creek, al este de la bahía, cuando el tren era a sometido a un mantenimiento de rutina por trabajadores no sindicalizados, dijeron funcionarios del sistema de transporte Bay Area Rapid Transit (BART).

Funcionarios dijeron en un comunicado que el tren era controlado por un "operador experimentado", pero que el tren de cuatro vagones circulaba en modo automático durante el accidente.

Representantes de los dos sindicatos en huelga habían advertido del peligro que podría significar que los gerentes operaran los trenes.

Las víctimas eran un empleado de BART y un contratista que inspeccionaba los rieles en respuesta a un hundimiento que se había reportado en los rieles, dijo el BART.

"Ambas personas tenían amplia experiencia en trabajos sobre trenes en movimiento tanto en la industria de trenes de carga y tránsito rápido", dijo BART.

El procedimiento para este tipo de mantenimiento requiere que un empleado inspeccione los rieles y el otro sirva para avisar sobre la proximidad de tránsito, dijeron funcionarios, pero no dijeron de inmediato si se había cumplido con las normas.

El accidente ocurrió a 1.600 kilómetros (una milla) de la estación de Walnut Creek y a unos 40 kilómetros (25 millas) al noreste de San Francisco.

Dos pedazos de lona que parecían cubrir los cadáveres se veían sobre los rieles, informó el diario Contra Costa Times.

No se revelaron los nombres ni las edades de las víctimas.

Las negociaciones entre la gerencia de BART y los representantes de los dos sindicatos se han estancado desde el jueves y el sistema, que une San Francisco y Oakland con sus suburbios en el área de la bahía. Es la segunda paralización del servicio por esa causa en menos de tres meses.

Horas antes, la líder de uno de los dos sindicatos involucrados en la huelga del metro anunció que presentará la oferta final de contrato a fin de someterla a votación, pero que prevé que sus afiliados la rechazarán.

Antonette Bryant dijo que no estaba segura cuánto tiempo tomará para que la propuesta llegue a las manos de los 900 trabajadores representados por el sindicato ATU 1555.

"Esperamos poder llevarla a nuestros miembros esta semana", dijo Bryant a The Associated Press en una entrevista telefónica. Afirmó que espera que la votación sea de "un rotundo no".

Durante una conferencia de prensa en la estación Pittsburg/Bay Point, Bryant trató de convencer a los usuarios del área de la Bahía que las exigencias de los trabajadores son razonables.

Los usuarios del metro, que realizan 400.000 viajes diarios en el sistema de transporte, han expresado hostilidad en los medios sociales desde que el servicio fue interrumpido el viernes por la mañana.

El otro sindicato, el SEUI (por sus siglas en inglés) también representa a los trabajadores y no hizo declaraciones sobre la posible votación.

El gremio ATU llegó un acuerdo con la gerencia de BART sobre el aspecto económico del contrato, inclusive un aumento del 12% que al sumarse el aumento del costo de la pensión y del seguro de salud se convierte en casi el 1% de pérdida para los trabajadores, dijo. Las dos partes llegaron a un estancamiento sobre las reglas laborales, que incluyen la duración del turno laboral y a partir de qué hora se convierte en hora extra, dijo el sindicato.

Rick Rice, portavoz de BART, dijo el sábado que ambas partes continuaban en comunicación aunque no tenían previsto regresar pronto a la mesa de negociaciones.

Nadie respondió de inmediato los mensajes que se dejaron a los representantes del Sindicato Internacional de Empleados de Servicio (SEUI).

Sin embargo, la líder del SEIU, Roxanne Sanchez, afirmó que deseaban firmar en los puntos sobre salario, seguro médico y pensión y que enviarían a arbitraje los puntos restantes sobre las normas laborales, de una propuesta que BART rechazó previamente, pero los representantes de BART dijeron posteriormente que deseaban el contrato completo a arbitraje pero no sólo la parte de normas laborales.

Por lo tanto, sin un acuerdo adecuado, los residentes del área de la bahía pasaron un fin de semana sin servicio del metro, complicándoles a muchos los planes de vacaciones y dificultándoles a los aficionados la asistencia a actos como un programa musical de Treasure Island y exhibiciones de arte a través de San Francisco's Open Studios.

___

El periodista de The Associated Press Andrew Dalton en Los Angeles contribuyó a este despacho. Cone reportó desde Fresno.