Posesionan a primer superintendente de información

La asamblea de Ecuador posesionó el martes a Carlos Ochoa, ex director del canal estatal GamaTV, como el primer superintendente de la Información y Comunicación, lo que genera expectativa en los medios privados porque tendrá entre sus tareas y atribuciones la posibilidad de sanción y hasta la clausura de tales medios.

El funcionario es conocido por sus duras críticas contra los medios privados. Fue escogido el 8 de octubre de una terna enviada por el presidente Rafael Correa y por el Consejo de Participación Ciudadana y Control.

"La ley es la ley, ni se transa, ni se negocia, se cumple", advirtió Ochoa al inicio de su intervención de posesión.

Aseveró que "reconozco a todos aquí soy parcializado, pero en favor de la sociedad, soy parcializado, pero en favor de los que no tienen voz. Mi rumbo, mi trabajo siempre estuvo dedicado a los eternos excluidos de mi patria".

Añadió que su marco de acción estará dentro del marco de la Ley de Comunicación, que permite sanciones administrativas y económicas no solo de periodistas sino de medios de comunicación, que incluso pueden llegar al cierre de los empresas.

La ley también establece una nueva política para la cesión de frecuencias para la radio y la televisión, disponiendo la siguiente distribución: 33% para entregar frecuencias a las estaciones privadas, 33% para las estatales y el restante 34% para organizaciones comunitarias. Actualmente, cualquier persona puede pedir una frecuencia. No hay detalles de cómo se redistribuirán las frecuencias actuales, para cumplir con esta ley.

Además, el texto señala que las empresas que tengan previstas campañas de publicidad a nivel nacional deben destinar un 10% a los medios regionales. Actualmente las empresas disponen libremente de sus presupuestos publicitarios.

El presidente de la Asociación Ecuatoriana de Editores de Periódicos, Diego Cornejo, dijo a la AP que "hay que ver, antes de calificar, cuáles serán las medidas y las decisiones que tome el superintendente... hemos escuchado observaciones e impugnaciones a la persona que ocupa la superintendencia, de modo que se genera una situación de expectativa".

Dijo que la Asociación se ha "pronunciado sobre la inconstitucionalidad y la ilegalidad de este espacio denominado superintendencia de la Información, Según Cornejo no han obtenido respuesta a las dos demandas.