Cierran decenas de dispensarios de marihuana en LA

Decenas de dispensarios de marihuana medicinal en Los Ángeles han debido cerrar sus puertas y el procurador de la ciudad dijo que habrá más cierres en breve, después de que así lo solicitaron los votantes.

Un total de 38 dispensarios que no cumplen con una medida municipal avalada por el electorado a principios de este año se encuentran en proceso de ser clausurados, dijo el procurador Mike Feuer. Otros 42 establecimientos decidieron suspender operaciones por decisión propia desde julio, cuando entró en vigor la nueva ley, agregó.

Feuer prometió el viernes que la campaña seguirá.

"Vamos a ver una gran diferencia en la forma en la que los operadores y los propietarios perciben la ciudad", dijo el funcionario al diario Los Angeles Times (http://lat.ms/17w3vyp ).

La ciudad ha estudiado durante más de cinco años la forma en que debe regular industria de la marihuana médica. En mayo, los votantes aprobaron abrumadoramente la llamada Medida D, que redujo pronunciadamente el número de dispensarios y le impuso impuestos a los que operaban legalmente bajo las leyes estatales y locales.

Había cerca de 1.000 establecimientos sin fines de lucro en la ciudad hace unos años. La medida permite sólo los 134 que abrieron antes de que se intentara una moratoria en 2007.

Aquellos dispensarios que cumplan con los criterios aprobados por los votantes deberán mudarse si están a menos de 200 metros (600 pies) de un parque público, una escuela o una guardería de niños.

Hasta la fecha, ningún operador de dispensarios o sus o propietarios --que también pueden ser procesados bajo la ley-- ha sido encarcelado ni multado, dijo Feuer.

Los concejales aprobaron una ordenanza en 2010 para reducir el número de estos establecimientos a 70, pero los dispensarios presentaron demandas y la ordenanza expiró en 2012. La ciudad aprobó entonces una prohibición, pero la derogó dos meses más tarde después de que se recabaron las firmas suficientes para que la Medida D y dos propuestas competidoras se incluyeran en las boletas electorales.

Los dispensarios han presentado demandas en tribunales federales para impugnar partes de la Medida D, de acuerdo con un abogado que representa a varios, pero la ciudad aún no ha recibido oficialmente los documentos.

"Queremos que a esos dispensarios se les reconozca que cumplen los requisitos de la Medida D", dijo el abogado David Welch.

La marihuana sigue siendo ilegal bajo la ley federal y los fiscales estadounidenses han emprendido redadas contra clínicas, han procesado propietarios ??e interpuesto demandas contra los caseros.

___

Información del diario Los Angeles Times: http://www.latimes.com