Por abuso infantil en Camboya, sentencian a un exmarino a 210 años de prisión

Por abuso infantil en Camboya, sentencian a un exmarino a 210 años de prisión

  • El hombre de 60 años nunca mostró arrepentimiento por lo sucedido.
  • Disfrazó su actuación con el interés de educar a infantes camboyanos.
  • Fue procesado con base en una ley federal destinada a castigar a quienes se dedican al turismo sexual infantil.

Un capitán retirado de la Marina de Estados Unidos fue sentenciado en Los Ángeles a 210 años de prisión por abuso sexual de menores de edad en África, informaron autoridades judiciales.

Michael Pepe destruyó o dañó siete vidas de las jóvenes de forma permanente El ex marino Michael Pepe, de 60 años, fue sentenciado en una corte federal de Los Ángeles por la violación de niñas en Phnom Penh, Camboya, hechos de los cuales nunca mostró arrepentimiento.

“Michael Pepe destruyó o dañó siete vidas de las jóvenes de forma permanente", afirmó el juez de distrito Dale S. Fischer al emitir la sentencia.

El ex militar fue procesado con base en una ley federal destinada a castigar a las personas que se dedican al turismo sexual infantil.

Pepe disfrazó su actuación con el interés de educar a infantes camboyanos, pero en su estancia aprovechó para cometer los abusos, indica la acusación.

El juez Fisher manifestó que la sentencia total se basó en 30 años de pena máxima por cada uno de los abusos acreditados, considerados como graves.

También otorgó la restitución de 247 mil dólares a organizaciones de las misiones internacionales de Agape y Agar Internacional, que cuidaban a las víctimas.

Según los fiscales, Pepe recibe cuatro mil dólares al mes por el Departamento de Defensa de Estados Unidos para su retiro militar y como compensación por incapacidad.

El juez indicó que ordenaría que esos pagos sean embargados para pagar la restitución, además de ser canalizados en ayuda para las niñas afectadas.

Testifican las siete víctimas

Pepe, con domicilio en Oxnard, California, trabajaba tiempo parcial como profesor en una universidad de Camboya cuando fue detenido por la Policía Nacional de esa nación en junio de 2006.

Pepe dijo que había pasado 20 años en la Infantería de Marina y sufrió de daño cerebral  La investigación comenzó cuando una víctima informó que ella y varios niños habían sido abusados por el sujeto.

Durante un registro en su casa de Phnom Penh, la policía encontró tres mujeres víctimas de 9, 10 y 11 años, así como cientos de imágenes pornográficas, medicamentos y las tiras de cuerda y tela, que las víctimas decían utilizaba para atar y amordazarlas, de acuerdo con documentos de la corte.

La investigación adicional en Camboya ubicó víctimas menores adicionales, que van de 10 a 14 años de edad.

La policía camboyana arrestó a Pepe en 2006 y fue extraditado a Estados Unidos el año siguiente. Las siete víctimas de Pepe testificaron en el juicio.

En un breve comunicado, Pepe dijo que había pasado 20 años en la Infantería de Marina y sufrió de daño cerebral orgánico y "efectos sicóticos" tras dejar de recibir medicina siquiátrica.

Publicada en la dirección url http://www.20minutos.com/noticia/11458/0/abuso-infantil/sentencian-exmarino/210-anos-prision/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR